El departamento municipal de Inspección de Servicios rediseñará su modelo operativo con 509.588 euros

MADRID, 7 (EUROPA PRESS)

La Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Madrid autorizó hoy el contrato para el diseño e implantación del modelo operativo de la Inspección de Servicios por un importe de 509.588 euros, con el que se pretende dar un impulso a la función de la Inspección General de Servicios como un valor añadido, garante de los principios de eficacia, eficiencia, seguridad y calidad que deben presidir la actuación administrativa.

La Inspección General de Servicios, dependiente del área de Gobierno de Hacienda y Administración Pública, es la unidad organizativa con competencias básicas para la detección, prevención y corrección de posibles comportamientos irregulares e ineficiencias organizativas en el Ayuntamiento, así como para el control del rendimiento de los diferentes servicios municipales y del cumplimiento de la normativa y procedimientos establecidos.

Dada la importancia de su función, el Gobierno local consideró que era necesario dotarla de un modelo operativo y de gestión que aporte nuevos sistemas, metodologías y herramientas innovadoras sin precedentes en el ámbito de las administraciones públicas para hacer posible la actividad inspectora.

Utiliza para ello capacidades multidisciplinares e instrumentos y procesos altamente especializados, como son el análisis organizativo y de procedimientos, la elaboración de mapas de riesgos o el control de la gestión de los sistemas de información.

Para reforzar la puesta en marcha de la Inspección General de Servicios con la máxima eficacia y optimizando los recursos disponibles, colaborarán en el sistema empresas de consultoría que cuentan con la experiencia y con el personal experto y que, bajo la dirección de la Inspección General de Servicios, diseñarán un modelo operativo basado en la utilización intensiva de los sistemas de información y la puesta a disposición de herramientas y metodologías de gestión de riesgos.