Encerrados en Naval Gijón exigen ver la póliza de seguros para salir del astillero

  • Gijón, 21 may (EFE).- Los prejubilados que desde hace 16 días mantienen un encierro en Naval Gijón en reclamo de garantías ante el cierre de la empresa han ratificado hoy su determinación de permanecer en astillero hasta que puedan ver firmada una póliza de seguros que garantice el cobro de sus prestaciones.

Encerrados en Naval Gijón exigen ver la póliza de seguros para salir del astillero

Encerrados en Naval Gijón exigen ver la póliza de seguros para salir del astillero

Gijón, 21 may (EFE).- Los prejubilados que desde hace 16 días mantienen un encierro en Naval Gijón en reclamo de garantías ante el cierre de la empresa han ratificado hoy su determinación de permanecer en astillero hasta que puedan ver firmada una póliza de seguros que garantice el cobro de sus prestaciones.

Según ha declarado hoy el portavoz del colectivo, el ex secretario general de la Corriente Sindical de Izquierda Cándido González Carnero, "a día de hoy no hay ningún acuerdo porque los representantes de los sindicatos mayoritarios ni siquiera se reunieron con Pymar".

Los prejubilados han rechazado la exhortación de los sindicalistas de la UGT Roberto Calvo y de CC OO Santiago Escosura, que ayer al finalizar una reunión de la comisión de seguimiento del cierre de Naval Gijón pidieron a los encerrados que abandonaran las instalaciones porque estaba "todo arreglado".

González Carnero ha afirmado esta mañana que "lo único que hay arreglado es la situación personal de Escosura que es un liberado de Comisiones porque tampoco saben que van a hacer con los 40 trabajadores de plantilla que no tienen garantizada la recolocación".

El dirigente de la CSI ha reiterado la voluntad de desalojar el astillero "en cinco minutos" en cuanto "los sindicatos mayoritarios, Pymar, Naval Gijón, la alcaldesa o cualquiera de ellos ponga sobre la mesa las póliza firmada" y ha pedido a los trabajadores de plantilla que recurran el cierre patronal.

González Carnero ha afirmado que las puertas del astillero están abiertas para los 40 obreros de la plantilla y que los encerrados no van a interferir en sus actividades.

Los trabajadores en activo, que venían realizando cursos de capacitación para favorecer su reinserción laboral tras el cierre de la compañía, están afectados por el cierre patronal dispuesto por la dirección hace 16 días, cuando los prejubilados ocuparon las instalaciones.