Naval Gijón paga los atrasos salariales a los prejubilados

  • Gijón, 19 may (EFE).- La empresa Naval Gijón ha hecho efectivo el pago de las deudas salariales reclamadas por trabajadores que fueron prejubilados en el expediente de regulación de empleo realizado hace varios años, según han informado hoy fuentes sindicales.

Naval Gijón paga los atrasos salariales a los prejubilados

Naval Gijón paga los atrasos salariales a los prejubilados

Gijón, 19 may (EFE).- La empresa Naval Gijón ha hecho efectivo el pago de las deudas salariales reclamadas por trabajadores que fueron prejubilados en el expediente de regulación de empleo realizado hace varios años, según han informado hoy fuentes sindicales.

El pago se efectuó ayer por la cantidad de 49.330,93 euros en la cuenta que habían consignado los 29 prejubilados que presentaron una reclamación judicial.

Este pago corresponde a una deuda reclamada por prejubilados en expedientes de regulación de empleo de hace varios años, según ha explicado el colectivo que desde hace catorce días se encuentra encerrado en el astillero en demanda de garantías ante el cierre de la empresa, previsto para el último día de este mes.

Los encerrados han emitido un comunicado en el cual informan del pago de esta deuda el mismo día en que iba a celebrarse la vista del juicio y se ratifican en la decisión de permanecer en el interior de la planta hasta que se de satisfacción a sus demandas.

Estos prejubilados reclaman al ente Pequeños y Medianos Astilleros en Reconversión (PYMAR) que se subrogue en las obligaciones de Naval Gijón y garantice con una póliza de seguros el pago de los complementos salariales con posterioridad a la disolución de la compañía.

El texto de los encerrados recuerda la existencia de esta deuda hasta ayer "pese que los sindicatos UGT y CC.OO. y la alcaldesa Paz Fernández Felgueroso dijeran públicamente que está todo arreglado y que no se debía dinero a ningún trabajador".

"Si hacen esto ahora que va a pasar cuando cierren el astillero", preguntan los prejubilados en el comunicado de prensa en el cual han adjuntado una fotocopia del recibo del ingreso.

Los prejubilados se han comprometido a abandonar el encierro "en cinco minutos" en cuanto la alcaldesa les presente documentos firmados con garantías de que van a cobrar sus haberes con posterioridad al cierre de la compañía.

"Si no es así continuaremos con el encierro y las protestas y le recomendamos a la alcaldesa que se abstenga de hacer declaraciones públicas por su desconocimiento del problema", añade.