Sebastián anuncia que casi todas las comunidades autónomas se han adherido al Plan 2000E

  • Madrid, 25 may (EFE).- El ministro de Industria, Turismo y Comercio, Miguel Sebastián, anunció hoy que casi todas las comunidades autónomas (CCAA), con excepción de Madrid y La Rioja, han confirmado su adhesión al Plan 2000E de ayudas directas a la compra de automóviles.

Madrid, 25 may (EFE).- El ministro de Industria, Turismo y Comercio, Miguel Sebastián, anunció hoy que casi todas las comunidades autónomas (CCAA), con excepción de Madrid y La Rioja, han confirmado su adhesión al Plan 2000E de ayudas directas a la compra de automóviles.

Sebastián, que se ha reunido hoy nuevamente con las comunidades autónomas para coordinar al máximo el contenido de estas ayudas con el objetivo de evitar la ruptura del mercado único, señaló que Murcia está todavía en fase de estudio, pero confía en que se sume a la iniciativa a lo largo de esta semana.

Sobre las negativas de Madrid y La Rioja, Sebastián, en un tono conciliador, pidió que "recapaciten y se lo piensen".

Fue más explícito respecto al caso de Madrid, tras afirmar que "la rebaja del Impuesto de Matriculación no va a funcionar, pues no es una buena idea".

Sebastián indicó que la medida tal como se quiere aplicar en Madrid rompe con los principios de protección medioambiental y de protección a la industria nacional, pues se va a primar a una berlina de gama alta, contaminante, en lugar de a un modelo testigo de lo que es la producción española.

"No me puedo creer -dijo Sebastián- que Esperanza Aguirre vaya a dar 3.000 euros a un madrileño para comprar un Jaguar y cero euros para comprar un Clio".

El titular de Industria notificó que en la reunión de hoy han expresado su decisión de adherirse al plan Cataluña, Canarias, Baleares, Ceuta y Melilla, aunque advirtió de que en el caso de Cataluña, y alguna más, habrá sus propias especificidades.

El ministro anunció que habrá un organismo de control de gestión de las ayudas centralizado en el Ministerio de Industria para el Plan 2000E (hasta 2.000 euros) y que se buscarán mecanismos de coordinación entre las comunidades autónomas para ordenar las propias de cada territorio.

Asimismo, informó de que, aunque el objetivo es la unidad de mercado, "no podemos imponer nada", por lo que es muy previsible que cada autonomía apruebe sus propias condiciones de empadronamiento de los posibles beneficiarios de las ayudas.

El ministro reiteró en su intervención que este Plan 2000E no tiene como objetivo poner más coches en el mercado, sino reemplazar los viejos por nuevos más seguros y menos contaminantes.

Es por ello que el plan incide en actuar sobre una vigencia anual o alcanzar las 200.000 operaciones y adelantó que si éstas se cubren antes del año planificado el plan quedará cerrado.

En este sentido, Sebastián no ocultó su optimismo y proclamó que está seguro de que antes de un año se habrán cubierto las citadas 200.000 operaciones de compras de vehículos, tal como ha sucedido con el Plan VIVE que ha agotado sus fondos seis meses antes de lo previsto.

Otro anuncio formulado por el ministro es su disposición a extender las ayudas al segmento de las motocicletas, pero "siempre que los fabricantes estén dispuestos a sumarse como ha pasado con las ayudas al automóvil".

A este respecto, puntualizó Sebastián que habrá pocos cambios respecto a la filosofía del Plan 2000E, ya que también se ofertará a las comunidades autónomas.