El CSN dedicará varias sesiones a analizar el cierre o no de Garoña

El CSN dedicará varias sesiones a analizar el cierre o no de Garoña

El CSN dedicará varias sesiones a analizar el cierre o no de Garoña

MADRID, 16 (EUROPA PRESS)

El Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) ha decidido dedicar varias sesiones de trabajo a analizar el posible cierre de la central nuclear de Santa María de Garoña (Burgos) para poder cumplir con el compromiso de remitir antes del 5 de junio su dictamen técnico al Ministerio de Industria, Comercio y Turismo, justo con un mes de antelación a la expiración de su licencia de actividad.

Así lo anunció hoy el organismo regulador, que señaló que la decisión que se aprobó en una reunión mantenida pretende garantizar el tiempo necesario para realizar un "análisis riguroso y exhaustivo de la voluminosa documentación técnica asociada", después de Nucleonor, titular de Garoña, presentara su solicitud de renovación de licencia el 3 de julio de 2006, en cumplimiento de la Orden Ministerial de 5 de julio de 1999.

Con estas jornadas laborales permitirán al pleno del consejo del CSN estudiar toda la documentación de que dispone el personal del organismo en los últimos tres años, cuando se pidió la renovación de la licencia de la instalación. Según recordó el CSN en un comunicado, la regulación española establece un sistema que obliga a las centrales nucleares a solicitar la renovación de la autorización de explotación cada diez años, lo que va asociado a la introducción de mejoras en su seguridad.

Asimismo, el organismo regulador de la materia nuclear en España dispone de un procedimiento especial para los casos en los que la solicitud de renovación supera los 40 años, un tiempo conocido como "vida de diseño". En este protocolo se recogen requisitos adicionales a los exigidos en la solicitud de renovación de las centrales que están dentro de su vida útil.

Estos requerimientos adicionales se centran en el Plan Integrado de Evaluación y Gestión del Envejecimiento (PIEGE) que comprende una revisión de la gestión del envejecimiento de las estructuras, sistemas y componentes, así como de los análisis realizados con vida de diseño definida, es decir los estudios en los que se usó una hipótesis de 40 años de actividad.

Así, el CSN prevé que durante las sesiones de trabajo que sean necesarias, el Pleno del CSN revise el cumplimiento de las condiciones de autorización actual y las instrucciones técnicas complementarias asociadas; la revisión periódica de la seguridad; el cumplimiento de la instrucción técnica complementaria sobre la Normativa de Aplicación Condicionada, y la gestión del envejecimiento y operación a largo plazo, respectivamente.

Una vez concluidos estos trabajos y conforme a los plazos establecidos el CSN emitirá un dictamen técnico que incluirá el resumen y las conclusiones de todos los informes anteriores y finalmente acordará su envío al Ministerio de Industria, Turismo y Comercio, como muy tarde el 5 de junio próximo.

El informe del CSN es vinculante y preceptivo si considera que la instalación debe ser cerrada, sin embargo, aunque el organismo regulador recomiende la renovación de la licencia, el Gobierno podría decretar el cierre de Santa María de Garoña, a pesar de un informe favorable la continuidad de su actividad.