AEE lamenta que Industria regule sin hablar con el sector eólico y espera llegar en meses a 20.105 MW

MADRID, 12 (EUROPA PRESS)

El presidente de la Asociación Empresarial Eólica (AEE), José Donoso, mostró hoy la "preocupación" del sector por que el Ministerio de Industria haya lanzado "por primera vez" una nueva regulación sobre la actividad eólica "sin ningún tipo de diálogo".

En declaraciones a Europa Press durante la feria Genera'09, que se celebra estos días en el Ifema, Donoso calculó además que, "con lo que hay en promoción, se llegará en corto plazo, en uno o dos meses, a los 20.150 megavatios (MW)" de capacidad eólica, que es el límite establecido por el decreto vigente, el 661/2007.

"Nos preocupa qué va a pasar después. En un mes o en dos meses como máximo sabremos la potencia que va a entrar en el 661, pero sobre el resto de lo que está en promoción no sabemos cómo se va a retribuir, y necesitamos una respuesta del Gobierno para saber qué va a ocurrir", señaló. "Nos gustaría tener un diálogo directo", añadió.

Tras la aprobación del real decreto de solución del déficit de tarifa, en el que se fija entre otros aspectos la creación de un registro previo para las instalaciones eólicas, el Ministerio de Industria deberá definir el nuevo marco para esta fuente de generación, y para ello trabaja en normas como la futura Ley de Energías Renovables.

"Lo que más nos preocupa es que es la primera vez que no tenemos diálogo con el secretario de Estado. Hasta ahora siempre ha habido algún tipo de diálogo con el ministro o el secretario de Estado, pero ésta es la primera vez que sale una norma que afecta tanto al sector sin este diálogo", lamentó.

La aprobación del decreto sobre el déficit "se ha hecho de golpe y porrazo, sin consultar con el sector, con nocturnidad y alevosía", insistió. "Nadie en el sector estaba preparado, y eso te genera un estrés, porque hay decisiones de negocio que no están adecuadas a la nueva realidad", afirmó.

"MAL PRECEDENTE".

Para Donoso, esta actitud supone un "mal precedente" sobre todo en un momento decisivo en la definición de la nueva regulación, que afectará a los megavatios que se instalen hasta el cumplimiento del objetivo expresado la semana pasada en Chicago por el ministro de Industria, Miguel Sebastián, de 40.000 MW terrestres y otros 5.000 MW de eólica marina en 2030.

"No se puede ir a Chicago a sacar pecho con el sector eólico español y luego impulsar un sistema que no contribuya a este objetivo", señaló Donoso antes de mostrar su deseo de que el Gobierno "sea coherente con sus objetivos" y que ofrezca un sistema retributivo acorde a la ambición de los mismos.

Industria, explicó, debe definir "con qué tarifa y cómo" se van a instalar los cerca de 20.000 MW eólicos nuevos necesarios para alcanzar el objetivo. "Necesitamos prepararnos lo antes posible, porque estamos tomando decisiones de inversión y no sabemos qué va a ocurrir", indicó.

ASPECTOS POSITIVOS DEL REGISTRO.

Pese a lamentar la falta de interlocución con Industria, el presidente de AEE señaló que el nuevo decreto incluye "apectos positivos que dan estabilidad".

Si con el 661/2007 los promotores interesados en recibir la prima debían completar en un año, desde el desarrollo del 85% del proyecto, el 100% del mismo, "ahora ya no se produce una carrera por la inversión, sino que hay un registro en el que debes inscribirte".

Este trámite es el que da derecho a la prima, de modo que, en cuanto se invierte, el promotor ya sabe que puede recibir el incentivo. "Ése es el principal aspecto positivo", señaló.

Por otro lado, Donoso destacó la "capacidad de generación de empleo" del sector eólico y su "carácter anticíclico", que le permite crecer pese a la crisis. Renunciar a la eólica "es un derroche para el país", concluyó.