Blanco ratifica a Antonio González como presidente de Adif

Esta sociedad adjudica el viernes la ampliación de la estación de Atocha por la que compiten todas las grandes constructoras

MADRID, 20 (EUROPA PRESS)

El ministro de Fomento, José Blanco, ratificó hoy en su cargo al presidente del Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif), Antonio González Marín.

González Marín (Sevilla, 1948) preside desde 2004 este ente público dependiente de Fomento encargado de la gestión de la red ferroviaria y de ejecutar la mayor parte de la inversión en líneas ferroviarias de Alta Velocidad (AVE).

El presidente de Adif es licenciado en Ciencias Económicas y Empresariales e ingeniero técnico industrial. Antes de acceder a Adif ocupaba desde 1994 el cargo de director general de Tesorería y Política Financiera de la Junta de Andalucía. Con anterioridad fue miembro del Consejo General de la Federación de Cajas de Ahorros de Andalucía y vocal del ente público Gestión de Ferrocarriles Andaluces.

OBRAS EN ATOCHA POR 201 MILLONES.

Blanco ratificó a González en su cargo durante su intervención tras la toma de posesión de los nuevos altos cargos de su Ministerio, en la que además reiteró que el consejo de administración del Adif adjudicará en su reunión de este viernes las obras de la primera fase de ampliación de la estación de Madrid-Atocha.

El ministro indicó además que acelerará estos trabajos con el fin de que la estación esté lista para la puesta en marcha del AVE Madrid-Valencia, prevista en 2010.

La primera parte de la ampliación de Atocha cuenta con un presupuesto de 201 millones de euros y por ella compiten todas las grandes constructoras. Adif cuenta con un total de diez ofertas de otras tantas empresas y consorcios para acometer este proyecto.

COMPETENCIA ENTRE LAS GRANDES.

En concreto, los seis grandes grupos cotizados compiten por separado por estas obras, con la excepción de Acciona y Sacyr que lo hacen en consorcio, según informaron a Europa Press en fuentes del sector.

Además, también pujan por realizar estos trabajos el consorcio integrado por Azvi, Aldesa y Comsa; el grupo formado por Copasa, Begar y Copcisa; el compuesto por Copisa, Rubau y Constructora Hispánica, y el conformado por San José, Sando y Sánchez Domínguez.

El objetivo de las obras es adaptar las instalaciones de Atocha al futuro incremento de los servicios de Alta Velocidad y, en consecuencia, al aumento del volumen de usuarios.

La primera fase del proyecto supondrá la construcción de una nueva terminal de llegadas de AVE y la conversión de cuatro andenes a ancho AVE, entre otras actuaciones.

El proyecto global de ampliación de Atocha, que se ejecutará en distintas fases, supondrá una inversión total de 520 millones de euros. Las obras permitirán aumentar la capacidad ferroviaria de Atocha de forma que en el horizonte de 2025 podrá acoger a un máximo de 36 millones de usuarios, 2,5 veces más que en la actualidad.