Feijóo exige al Estado "plazos" para las obras gallegas y que active "de inmediato" la subcomisión de infraestructuras

Louro ratifica el "compromiso" de Zapatero con el AVE a Galicia y aspira a que ésta logre una financiación "mejor" que la actual

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 12 (EUROPA PRESS)

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, reclamó hoy al Gobierno central "plazos y presupuestos" para las obras del Estado en Galicia y apremió a la Administración central para que active "de inmediato" la subcomisión bilateral encargada de evaluar e impulsar las infraestructuras gallegas y su ejecución presupuestaria, así como para aprobar las fechas de puesta en servicio de las obras.

Núñez Feijóo formalizó estas peticiones ante el delegado del Gobierno en Galicia, Antón Louro, con quien se reunió esta mañana en Santiago de Compostela. Éste, por su parte, ratificó tras el encuentro el compromiso del Estado con las infraestructuras gallegas y resaltó el "importante" volumen de actuaciones en materia de obras públicas que el Estado impulsa en Galicia.

Preguntado acerca de si la crisis podría "poner en peligro" la conexión de alta velocidad entre Galicia y la Meseta, Louro respondió que el Ejecutivo estatal tiene la voluntad "firme" de llevar a cabo este proyecto, como ratificó el máximo mandatario estatal, José Luis Rodríguez Zapatero, y otros dirigentes socialistas, en varias ocasiones.

Con todo, reconoció que el Gobierno central está "especialmente preocupado" por la situación del tramo del AVE entre Lubián y Ourense, cuya modificación podría variar la fecha de llegada de la alta velocidad a Galicia, prevista inicialmente por el Gobierno de Zapatero para 2012.

"Hay que hacer un informe completo de la situación", proclamó el representante del Gobierno central en Galicia y aseguró que, a partir de este análisis, se comunicará a los gallegos "lo que tienen derecho a saber".

COOPERACIÓN "LEAL"

Pese a las demandas, Núñez Feijóo aprovechó su encuentro con Antón Louro para garantizar que la "lealtad institucional" será el "norte y guía" de las relaciones entre la Xunta y el Gobierno central. "El delegado del Gobierno en Galicia tendrá un aliado fiel en la Xunta", prometió.

"Agradecido" por el buen tono de su primer despacho con Louro, el máximo mandatario gallego recordó que Galicia, como el resto de las autonomías, "forma parte" del Estado y argumentó, en base a principio, la necesidad de mantener un comportamiento "leal" con la Administración estatal. "No seríamos leales con nosotros mismos si no lo somos con la nación", sentenció.

Louro coincidió con la visión de Feijóo y avanzó que la relación entre ambas administraciones será "fluida y leal". "No puede ser de otra manera", argumentó y apeló a la "cooperación institucional" como pieza indispensable para abordar las cuestiones que afectan a Galicia y que son "tarea común" de Xunta y Estado.

REUNIÓN CON ZAPATERO

Como muestra de la voluntad de cooperación del Gobierno central, Louro reiteró la intención del presidente estatal, José Luis Rodríguez Zapatero, de reunirse "cuanto antes" con Núñez Feijóo, aunque no precisó una fecha para este encuentro. "Cuanto antes es cuanto antes", replicó a preguntas de los periodistas y reiteró la "total disposición" de Zapatero a mantener este encuentro "en los próximos días", cuando se lo permita su agenda.

Por su parte, Feijóo se mostró "receptivo" con este encuentro en el que espera abordar, además de la situación de las infraestructuras, otros tres temas "fundamentales" para Galicia como son la financiación autonómica, el futuro del sector lácteo y la financiación de la Ley de Dependencia.

FINANCIACIÓN AUTONÓMICA

"Esperamos que se concreten buenas noticias sobre la dependencia", manifestó Núñez Feijóo antes de reconocer su preocupación por el punto en el que se encuentran las negociaciones para la reforma del sistema financiero de las autonomías.

En este contexto, subrayó que las rentas más bajas "no pueden" sufrir "con más intensidad" la crisis y recalcó que las comunidades "más pobres" tampoco deben salir "perjudicadas" en el diseño del nuevo modelo financiero.

Por su parte, Antón Louro se hizo eco de la "inequívoca voluntad" de Zapatero de que "todos los españoles" tengan "los mismos derechos y oportunidades". A continuación, dijo "aspirar" a que Galicia tenga una financiación "mejor" que la actual y reconoció que, para lograrlo, queda "mucho camino por recorrer".