Gürtel.-PSOE de Majadahonda exige "explicaciones" a los que se endeudaron con 27 millones por contratos con Special Events

MAJADAHONDA, 10 (EUROPA PRESS) El PSOE del municipio madrileño de Majadahonda exigió hoy "explicaciones" a los dirigentes políticos que firmaron contratos con la empresa Special Events, propiedad de Pedro Castro, uno de los detenidos por el juez Baltasar Garzón en el marco de la operación Gürtel, acuerdos que dejaron una deuda en el Consistorio por valor de 27 millones de euros. En un comunicado, los socialistas majariegos recordaron que, ya en mayo de 2003, ellos mismos habían denunciado ante el fiscal jefe del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) "los diferentes contratos que la empresa Special Events y algunas firmas relacionadas realizaron tanto con el Ayuntamiento como con la Empresa Municipal de la Vivienda (PAMMASA)". "Ya desde 2001, el Grupo Municipal Socialista venía advirtiendo en la Comisión de Contratación y en el Pleno acerca de que el encargo de vídeos promocionales o de distintas campañas y stands a estas empresas vulneraba con absoluto descaro cualquiera de los procedimientos previstos en la Ley de Contratos de las Administraciones Públicas de 16 de Junio de 2000", continúa el comunicado. Sin embargo, según relatan los socialistas de Majadahonda, "distintos concejales del equipo de Gobierno del entonces alcalde, Guillermo Ortega, defendieron en ese momento la supuesta legalidad de las contrataciones y apoyaron con su voto las decisiones adoptadas por el primer edil"; "La mayoría de ellos continúan formando parte del equipo de Gobierno actual", criticaron. Por ello, "ante las recientes actuaciones iniciadas por la Audiencia Nacional en relación con algunas situaciones que pudieran ser constitutivas de delito y afectar al municipio", el PSOE exige que "aquéllos que participaron activamente en la decisión de contratar con estas empresas asuman sus responsabilidades políticas y expliquen a los ciudadanos su posición de entonces y de ahora". "No hay que olvidar que estas decisiones originaron un endeudamiento de más de 27 millones de euros que en la actualidad siguen pagando los vecinos de Majadahonda", concluye el comunicado.