Sanz espera que "en esta ocasión se cumpla la palabra que ha dado Zapatero" para la firma del convenio del TAV

PAMPLONA, 26 (EUROPA PRESS) El presidente del Gobierno de Navarra, Miguel Sanz, deseó hoy que "en esta ocasión se cumpla la palabra que el presidente José Luis Rodríguez Zapataro ha dado tanto en el Senado como en el Congreso y en el plazo de un mes tengamos la firma del acuerdo para iniciar la construcción del tren de alta velocidad". Sanz se pronunció así, a preguntas de los periodistas a su llegada al pleno del Parlamento de Navarra, en relación con el anuncio que ha hecho esta semana el presidente del Gobierno en el sentido de que en el plazo de un mes se firmará el convenio Navarra-Estado que permita el inicio de las obras del tren de alta velocidad. Sobre el sistema de financiación para construir esta infraestructura, Miguel Sanz afirmó que "se habla mucho de la financiación, hablan quienes no tienen que hablar, y quienes tienen que hablar hablan muy poco y a veces introducen elementos de confusión en algo que está muy claro". El jefe del Ejecutivo foral se mostró crítico con el Partido Popular, después de que ayer reprochara la propuesta que trasladó el propio Miguel Sanz a José Luis Rodríguez Zapatero para que Navarra asumiera durante dos años el coste de las obras y después comenzara a descontarse este gasto de su aportación al Estado. "Quienes no tienen que hablar porque no tienen representación están criticando la fórmula que habíamos planteado para agilizar el proceso de ejecución de las obras", lamentó. Miguel Sanz defendió que el sistema planteado para que Navarra asuma la financiación durante dos años, antes de descontársela, se enmarca "en un entorno económico en el que los intereses están bajos y es fácilmente soportable esa financiación, porque desde Navarra, los retornos que tendríamos en materia de IVA y de mano de obra serían importantísimos". "No sé por qué el PP, que no tiene representación en el Parlamento de Navarra, critica esto", apuntó. Además, el jefe del Ejecutivo foral señaló que ésta "no es una fórmula nada novedosa, puesto que ya se planteaba cuando se entabló un proceso de negociación utilizando como instrumento de financiación el Convenio Económico". "Esta propuesta ya la hicimos en su momento y fue desde el propio Ministerio desde donde nos dijeron que las devoluciones podrían hacerse a tres meses. Nosotros dijimos que estábamos encantados", añadió. En cualquier caso, Sanz señaló que este debate "no puede ser obstáculo, ni objeto de crítica política, ni el camino que deban utilizar algunos para conseguir una cierta notoriedad y una cierta presencia en los medios, presencia que no tienen porque de momento no cuentan con ninguna representación institucional". "Es criticar por criticar y en ese camino no voy a entrar", aseguró.