México pide medidas inmediatas porque la capitalización del BID tardará

  • Medellín (Colombia), 30 mar (EFE).- México, que será sede de la Asamblea del BID en 2010, reclamó medidas inmediatas para que los países puedan acceder a financiación en plena crisis, ya que la capitalización de este organismo, aunque necesaria, tardará en llevarse a cabo.

México pide medidas inmediatas porque la capitalización del BID tardará

México pide medidas inmediatas porque la capitalización del BID tardará

Medellín (Colombia), 30 mar (EFE).- México, que será sede de la Asamblea del BID en 2010, reclamó medidas inmediatas para que los países puedan acceder a financiación en plena crisis, ya que la capitalización de este organismo, aunque necesaria, tardará en llevarse a cabo.

En la segunda sesión plenaria de la 50 Asamblea del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), el director de Unidad de Asuntos Internacionales de la Secretaría de Hacienda de México, Ricardo Ochoa, alertó de que "un aumento de capital lleva varios años".

Por eso, dijo, se deben poner "medidas de inmediato, como usar capital exigible de países prestatarios con grado de inversión".

"Sin caer en decisiones irresponsables, el plan de acción debería darse a más tardar en abril", dijo Ochoa, al explicar que ésta será la parte central de la propuesta que el presidente mexicano, Felipe Calderón, llevará a la Cumbre del G-20 de Londres.

"Serán necesarias medidas adicionales, atender necesidades de capital adicional, acciones expeditas que permitan incrementar la capacidad de los préstamos, establecer instrumentos financieros y lavadores que permitan la utilización más eficiente del balance para que se puedan usar más recursos", detalló.

Asimismo habló de "alternativas para brindar apoyo a lo países más pobres", para lo que propuso crear un grupo de trabajo en el seno del BID, cuya 50 asamblea se celebra en la ciudad colombiana de Medellín bajo el eje central de debatir una necesaria ampliación de capital para poder otorgar más créditos.

"El BID debe estar preparado para responder al llamado de los países para sortear la crisis global, para complementar los esfuerzos individuales que se realizan", matizó.

Ochoa remarcó que un grave problema de esta crisis es la "drástica reducción del financiamiento en los mercados de capital", al comentar que las necesidades de solo los países industrializados alcanzan los 6.000 billones de dólares.

"Esto producirá un desplazamiento indeseado de los países de América Latina y el Caribe de los mercados de capital", advirtió, y en esas condiciones "el BID debe jugar un papel anticíclico para llenar los huecos de financiamiento", observó.

En el lado positivo, dijo que esta crisis "abre la oportunidad para incorporar la agenda verde" y anunció que el objetivo es adelantar trabajos sobre energía renovable y cambio climático.

Por último, extendió a los representantes de los 48 países miembros del BID la invitación a asistir a la 51 Asamblea anual del organismo que el año próximo se llevará a cabo en la ciudad mexicana de Cancún.