Junta dice que Befesa "está obligada a sentarse con sus trabajadores" y no aceptará "una decisión unilateral"

HUELVA, 01 (EUROPA PRESS) El delegado del Gobierno de la Junta de Andalucía en Huelva, Manuel Alfonso Jiménez, indicó hoy que Befesa, que gestiona la Planta de Tratamiento de Residuos de Palos de la Frontera (Huelva), "está obligada a sentarse con sus trabajadores y llegar a un acuerdo", y añadió que "no es posible aceptar una decisión unilateral" de la compañía. En rueda de prensa para presentar el balance de las actuaciones desarrolladas por el sistema Emergencias 112 Andalucía en la provincia onubense durante 2008, insistió en que "no es posible que ninguna empresa decida de manera unilateral lo que va a hacer en sus respectivas compañías" porque cualquier actuación "requiere el diálogo y negociación entre ambas partes". En este sentido, el delegado señaló que Befesa "tiene que llegar a un acuerdo con sus trabajadores para ver qué es lo mejor que procede en esta situación porque éstos son los directamente afectados". Por su parte, los 17 trabajadores de la planta mantienen desde ayer un encierro en la sede de la entidad para rechazar un "Expediente de Regulación de Empleo Temporal (ERTE) de un año de duración" que, según explicaron, afectaría a casi toda la plantilla. Según indicó a Europa Press el secretario general de la Federación de Industrias y Afines (FIA) de UGT-Huelva, Luciano Gómez, "los trabajadores se van incorporando al encierro una vez terminan en su turno de trabajo", así como explicó que han trasladado a la empresa su "voluntad de negociar".