La Administración de Justicia en Cantabria "dejará el papel a un lado" en 2011 y adoptará la teletramitación

El concurso de ideas para la rehabilitación del Convento de Santa Cruz se convocará a finales de marzo SANTANDER, 17 (EUROPA PRESS) La Administración de Justicia en Cantabria "dejará el papel a un lado" antes de que finalice la legislatura, en el año 2011, para cuando se espera que sea posible la teletramitación de los procedimientos judiciales. Así lo anunció hoy el consejero de Presidencia y Justicia del Gobierno de Cantabria, Vicente Mediavilla, durante su comparecencia parlamentaria a petición propia para informar de las medidas para la modernización de la administración judicial. El titular de Justicia confió en que en 2011 esta administración "dejará el papel a un lado para volcarse en el ordenador", de forma que se "abandonará la burocracia para centrarse en la eficacia". "Desde el punto de vista tecnológico, pasaremos de una administración del siglo XIX a una administración del siglo XXI", aseveró. De esta forma, en 2010 estará "culminado" el proceso de renovación de los sistemas de gestión procesal, un cambio "trascendental" que permitirá "facilitar y agilizar" el trabajo, eliminar duplicidades en los datos e incorporar bases que permitan una fácil comprobación de los intervinientes en cualquier acto procesal. A corto plazo, detalló que en marzo se implantará el Centro de Proceso de Datos (CPD), que albergará los servicios relacionados con la transmisión de datos, como el correo electrónico, las páginas Web, o la seguridad de los sistemas informáticos. Y dentro de tres meses funcionará el Centro de Atención al Usuario (CAU), que informará de forma permanente a los usuarios, junto a un "rediseño" de los servicios de atención a la ciudadanía sobre los servicios que se prestan en las dependencias judiciales. Se trata de dos cuestiones que consideró "piezas esenciales" en el proceso de renovación de la Administración de Justicia. "Se ha diseñado la estructura fijando los cimientos, para acometer a continuación las piezas básicas de esa renovación tecnológica", aseguró. Mediavilla desgranó algunas de las medidas ya emprendidas en este sentido, como la instalación de sistemas de videoconferencia en las sedes judiciales, la dotación a personal de la Justicia de equipos informáticos o la formación en este ámbito, entre otros. El consejero sostuvo que las sedes judiciales son los "vehículos", pero que será la tecnología el "combustible" que permitirá que Cantabria sea un "referente" en la modernización de la Administración de Justicia. SEDES JUDICIALES Las obras en las sedes judiciales de Salesas terminarán el próximo mes de abril, de forma que este mes y el próximo se irán trasladando los juzgados de Primera Instancia 1 a 5 y el 9 (en Ruamayor), junto a los de Primera Instancia 7 y 8 (en la calle del Sol o del Carmen) y el 10, en Valliciergo. En este recinto, además de los juzgados unipersonales mencionados, se instalará el nuevo Registro Civil, dentro de una remodelación con la que se establecerá un sistema de trabajo nuevo con la incorporación de más medios tecnológicos. El consejero de Justicia anunció que a finales de marzo se convocará el concurso de ideas para la elección del proyecto de rehabilitación del antiguo Convento de Santa Cruz en la calle Alta de Santander, "un edificio esencial para el proyecto global de modernización que estamos acometiendo en Cantabria". Mediavilla recordó que el inicio de las obras en este edificio, que albergará las sedes del Tribunal Superior, la Fiscalía y la Audiencia, está "supeditado" a la aprobación definitiva del PGOU de Santander. En cuanto esto suceda, Justicia está en "disposición" de iniciar las obras "de forma inmediata. Según explicó Mediavilla, la redacción del pliego de condiciones se encuentra en fase avanzada. El consejero incidió en que al ser el Convento un Bien de Interés Cultural obliga a "salvaguardar" su valor histórico a la vez que a dotarle de "funcionalidad". Para este proyecto se aspira a conjugar "calidad y consenso", por lo que se pretende lograr la "participación activa" de los agentes implicados. Así, se espera contar en el jurado del citado concurso con representantes del Colegio Oficial de Arquitectos, el Poder Judicial en Cantabria, el Ayuntamiento de Santander, la Consejería de Cultura y técnicos de la Consejería de Justicia. El Instituto de Medicina Legal, por su parte, estará en el recinto del Hospital Universitario 'Marqués de Valdecilla', en la tercera fase de su Plan Director, después de la compra por parte de la Consejería de una finca de 870 metros cuadrados por valor de 1,2 millones de euros. Mediavilla consideró "necesario" que esta institución cuente con una sede "digna". Las dependencias serán compartidas con determinados servicios de anatomía patológica del Servicio Cántabro de Salud (SCS), lo que permitirá "mejorar la eficiencia del servicio". El plazo de 45 días para el desalojo de las viviendas ocupadas en este finca, con inmuebles de propiedad privada, acaba de concluir, señaló. En cuanto a Torrelavega, recordó el proyecto del Palacio de Justicia, estará concluido a finales de 2010, para estar "plenamente operativo" a principios de 2011, y que supondrá una "solución de presente y de futuro" para la Administración de Justicia en el segundo partido judicial de la región. También mencionó proyectos en otras localidades, como la construcción de un aparcamiento en el partido judicial de Medio Cudeyo, o el estudio de alternativas para Santoña, donde se barajan dos posibilidades. Finalmente, el consejero se refirió a la formación de los empleados y a la reorganización de la Oficina Judicial, con un nuevo modelo que "reforzará la faceta jurisdiccional, liberándolo de labores burocráticas o técnicas" y que está pendiente de distintas reformas legales. Precisamente este fue uno de los aspectos que se trató el pasado mes de enero por parte de todas las comunidades autónomas con competencias de Justicia, que exigieron al Ministerio que "acelere" la tramitación y que también plantearon un "mayor protagonismo autonómico" en la gestión de los medios materiales.