La industria láctea de la UE plantea opciones para combatir la volatilidad de los precios

  • Madrid, 26 may (EFE).- La industria láctea europea ensaya y analiza varias opciones para lograr una menor volatilidad de los precios de la leche para 2015, cuando finalizará el sistema actual de cuotas, y entre ellas plantea un mercado de futuros lácteos, valor añadido, concentración y contratos de volumen a largo plazo.

La industria láctea de la UE plantea opciones para combatir la volatilidad de los precios

La industria láctea de la UE plantea opciones para combatir la volatilidad de los precios

Madrid, 26 may (EFE).- La industria láctea europea ensaya y analiza varias opciones para lograr una menor volatilidad de los precios de la leche para 2015, cuando finalizará el sistema actual de cuotas, y entre ellas plantea un mercado de futuros lácteos, valor añadido, concentración y contratos de volumen a largo plazo.

Así lo ha detallado a Efeagro el director general de la Federación de Industrias Lácteas (Fenil), Luis Calabozo, quien ha asegurado que éstas son las líneas más claras en la que se trabaja en la Unión Europea.

Uno de los proyectos que se plantean es la creación de un mercado de futuros sobre determinados productos lácteos que se ensaya en Hamburgo (Alemania), y que sería muy similar al que existe en EE.UU, que es un mercado más avanzado en el desarrollo en este tipo de productos financieros.

Luis Calabozo ha precisado que otras de las opciones pasan por la consolidación industrial, ya que las alianzas "permitirían crear grandes estructuras competitivas que ayudarían a mantener los precios más estables y crear compañías más fuertes".

En los últimos meses, empresas europeas han acometido este tipo de concentraciones y acuerdos de colaboración, como el protagonizado por Lactalis, que adquirió compañías en Italia y en Francia, y que ha llegado a un acuerdo de joint-venture con Nestlé.

Ahora, según fuentes del mercado, la empresa holandesa Campina y la alemana Nordmilch estarían en conversaciones para llegar acuerdos de colaboración.

En el caso de los acuerdos de gran volumen y a más largo plazo, un ejemplo sería el de la cadena de supermercados Tesco, en Reino Unido, que negocia con la industria láctea y los ganaderos para su marca blanca.

Este tipo de opciones, ha recordado Luis Calabozo, podrían suponer para muchos industriales, sobre todo en Estados Unidos, una dependencia muy elevada de un único distribuidor y viceversa, lo que puede hacer a ambas partes muy vulnerables.

La diferenciación de productos a través de dotarles de un mayor valor añadido es otra de las claves para la estabilización de precios, algo que como indica Calabozo, "requiere inversión en I+D+i".

Según fuentes del mercado, esta línea de trabajo permite a las grandes marcas distanciarse de las de la distribución, a las que les será más difícil replicar a corto plazo esos productos que surgen de los procesos de innovación.

Todo ello, como recuerda el director general de Fenil, para evitar una situación de alta volatilidad de los precios, que en el caso español ha hecho que las cifras que se pagan en la actualidad en origen por litro de leche sean semejantes a las que se ofrecían en los años sesenta.

La volatilidad de precios se produce cuando los excedentes comunitarios no encuentran salida en los mercados internacionales y se quedan en la UE, lo que supone una presión a la baja de los precios, algo que afecta al mercado español, deficitario en un 35 por ciento de la leche que consume.

Entre los grandes operadores europeos figuran, en Alemania, Humana, Nordmilch y Alois Müller; en Holanda, FrieslandCampina; en Reino Unido, First Milk y Dairy Crest; y la sueco danesa Arla Foods.

Mientras, en el mercado español fuentes del sector, tanto ganadero como industrial, cuestionan un sistema que provoca la "incoherencia de que un país como España, deficitario en un 35 por ciento de la leche que consume, pueda tener un excedente lácteo, como ocurre en un momento como el actual".

Entre los principales operadores de la industria láctea española figuran Corporación Alimentaria Peñasanta, Leche Pascual, Puleva, Lactalis e Industrias Lácteas Asturianas.