Más de 10.000 explotaciones de bovino cántabras son controladas por el Sistema Integral de Trazabilidad Animal

SANTANDER, 11 (EUROPA PRESS)

Un total de 10.087 explotaciones ganaderas de ganado bovino en Cantabria se controlan a través del Sistema Integral de Trazabilidad Animal (SITRAN), una metodología que permite la gestión de riesgos ante crisis alimentarias, permitiendo la rápida retirada de productos y la determinación de responsabilidades.

Según un informe de la Consejería de Desarrollo Rural, Ganadería, Pesca y Biodiversidad del Gobierno de Cantabria, recogido por Europa Press, entre los objetivos de dicho sistema se encuentra el evitar las prácticas fraudulentas, conocer los movimientos de los animales y sus productos con fines de sanidad animal, o suministrar información al consumidor.

El procedimiento consiste en conservar registros adecuados en todos los eslabones de la cadena alimentaria, explica el informe, que destaca que para desarrollar esta metodología son "vitales" el Registro de Explotaciones Ganaderas (REGA); el Registro de Identificación Individual de Animal (RIIA), y el Registro de sus movimientos (REMO). Además, antes de la llegada al consumidor del producto es imprescindible un adecuado etiquetado del alimento.

Según detalla el informe, en 2008 se encontraban incluidas en el Registro de Explotaciones Ganaderas de Cantabria (REGAC) 10.087 explotaciones bovinas; 4.732 de equinos y 3.623 de ovinos, que son las tres especies más representativas en la comunidad autónoma.