Banco Central chileno baja 50 puntos base de la tasa de interés hasta 1,75% anual

  • Santiago de Chile, 9 abr (EFE).- El Banco Central chileno decidió hoy reducir en 50 puntos básicos la tasa de política monetaria (TPM), hasta un 1,75 por ciento anual, decisión que se fundamenta ante el deteriorado panorama económico global provocado por la crisis.

Santiago de Chile, 9 abr (EFE).- El Banco Central chileno decidió hoy reducir en 50 puntos básicos la tasa de política monetaria (TPM), hasta un 1,75 por ciento anual, decisión que se fundamenta ante el deteriorado panorama económico global provocado por la crisis.

Con este acuerdo, el instituto emisor ha bajado 650 puntos base la tasa de interés en cuatro meses y con el recorte de este jueves se ubica en su menor nivel desde agosto de 2004.

"Esta decisión se fundamenta en la perspectiva de un rápido descenso de la inflación y aproxima la tasa de política a un nivel coherente con el entorno macroeconómico actual y sus riesgos", señaló la entidad en un comunicado.

La rebaja de la tasa de interés de hoy estuvo en línea con las estimaciones que habían señalado los analistas económicos locales.

La tasa de interés de política monetaria o interbancaria es uno de los instrumentos que utiliza el instituto emisor para mantener controlada la inflación que este mes se situó en un 0,4 por ciento, según el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Agregó el Banco Central, que en el ámbito externo los datos más recientes indican que las perspectivas de crecimiento global para este año se han seguido deteriorando y la incertidumbre persiste.

"Sin embargo, las bolsas han repuntado y los precios de los productos básicos, en particular el cobre y el petróleo, han subido", subrayó.

En el plano interno, la información disponible para la actividad del primer trimestre de este año sigue mostrando tasas de variación interanual negativas, explicadas fundamentalmente por la fuerte caída observada a fines del año 2008.

El desempleo ha aumentado. Las condiciones crediticias se mantienen estrechas, pero están reflejando el impacto del mayor estímulo monetario.

En marzo, el conjunto de indicadores de inflación mostró presiones inflacionarias contenidas. La dinámica salarial sigue ajustada a patrones históricos.

Se prevén registros de inflación anual reducidos en los próximos trimestres, mientras que las expectativas de inflación de mediano plazo se mantienen estables.

El Consejo estima que podrían ser necesarias reducciones adicionales de la tasa de política monetaria.

Con ello, reafirma su compromiso de conducir la política monetaria de manera que la inflación proyectada se ubique en 3 por ciento en el horizonte de política.