CC.OO. y UGT insisten en subidas salariales por encima del 2 por ciento

MADRID, 13 (EUROPA PRESS) CC.OO. y UGT coincidieron hoy en rechazar incrementos salariales inferiores al objetivo de inflación del 2% que marca el vigente acuerdo sobre negociación colectiva, pese a la caída de los precios de los últimos meses, para evitar un mayor deterioro del consumo interno. CC.OO. estimó que "es mas importante que nunca mantener la mejora del poder adquisitivo de los salarios para evitar el deterioro de la demanda efectiva, por la vía del consumo". Asimismo, el sindicato dirigido por Ignacio Fernández Toxo señaló en un comunicado que la caída de los precios en el mes de enero tiene "ventajas evidentes" para los ciudadanos al "ver por fin caer una inflación excesivamente elevada en la última década". Si bien, advirtió de que "la abrupta y rápida caída podría provocar efectos negativos si finalizara en un descenso general del índice de precios, es decir, si se cayera en deflación". Concretamente, explicó que "este fenómeno es tan grave como el exceso de inflación al retraer las decisiones de inversión y consumo de familias y empresas ante la posibilidad de aprovecharse de mejores precios en el futuro". "En todo caso, la intensa caída de los precios en enero apuntalaría la idea de un mayor ajuste en los precios en el futuro próximo sin poder cuantificar en este momento su profundidad", apostilló. Por su parte, UGT recordó a los empresarios que esta nueva tendencia de los precios "no es excusa" para que planteen a la baja los incrementos salariales pactados en los convenios colectivos vigentes para 2009. En otro comunicado, la organización aseguró que la intención de incumplir la subidas salariales acordadas supone una "ruptura con el acuerdo pactado, y un incumplimiento legal, ya que los convenios colectivos son ley". En este sentido, argumentó que, ante la crisis de la demanda, "resulta imprescindible mantener el objetivo de inflación del 2% fijado por el BCE". Por ello, el sindicato liderado por Cándido Méndez instó a CEOE y Cepyme a negociar la renovación del Acuerdo Interconfederal para la Negociación Colectiva (ANC), dado que "el retraso que ya existente no hace sino perjudicar los intereses de los trabajadores".