Bruselas pide recortar otro 5% la flota comunitaria que captura atún rojo

BRUSELAS, 15 (EUROPA PRESS)

La Comisión Europea es "optimista" respeto a las cuotas de pesca de atún rojo de que dispone la flota comunitaria, pero admite que sería necesario reducir en aproximadamente un 5% el número de buques que capturan esta especie para frenar su sobrepesca y evitar así un cierre prematuro de la campaña, que comienza esta medianoche y se prolongará hasta el 15 de junio.

Las flotas francesa, italiana y maltesa ya han aceptado reducir el número de atuneros para la temporada de 2009, pero la Comisión considera que la cifra "adecuada" exigiría recortar aún más esta cifra para retirar otros diez buques aproximadamente, explicaron fuentes comunitarias.

Francia prevé disminuir su flota un 22,2%, lo que supone ocho barcos de 36; Italia se ha comprometido a retirar 19 navíos de 69 y Malta dos de cuatro. España cuenta con un total de seis embarcaciones y también capturan esta especie Chipre y Grecia.

El cumplimiento del compromiso de reducción de cuota de atún rojo (27% para toda la UE, lo que supone un recorte del 24% para España) "no será viable sin una reducción del número de embarcaciones", según recalcaron las fuentes que, sin embargo, admitieron que "por primera vez, podemos iniciar la campaña con una reducción importante del esfuerzo de pesca". "Es una buena noticia, pero es insuficiente", añadieron.

El atún rojo es una especie en situación "crítica" y para la que esta campaña puede ser la "última oportunidad", indicaron desde la Comisión Europea. Por ello, el Ejecutivo comunitario promueve un plan de control para garantizar que se cumple el plan de recuperación de la especie pactado el pasado mes de noviembre por la Comisión Internacional para la Conservación del Atún Rojo (ICCAT) en Marruecos.

Las medidas propuestas por la Comisión se basan, fundamentalmente, en una mejor programación de las actividades de inspección, reforzar la formación de los inspectores, mayor coordinación a través de la Agencia Europea para el Control de la Pesca en Vigo, un nuevo centro de gestión de datos en la sede y una presencia reforzada de los inspectores.

Se pretende así contar con una mejor cooperación operacional para el control conjunto de la pesca de atún rojo y velar por el cumplimiento de la reducción del esfuerzo de pesca y del periodo de actividad de las embarcaciones. Fuentes comunitarias advirtieron de que tras la experiencia de años anteriores, se "reforzará la vigilancia" en aquellas zonas en las que se cometieron irregularidades o se evitaron los controles en otras campañas.