Economía/Pesca.- El Gobierno establece una parada temporal para la pesquería de cerco en el Golfo de Cádiz

SEVILLA, 16 (EUROPA PRESS) El Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino ha establecido un Plan de Pesca para la pesquería de cerco del Golfo de Cádiz, a través de una Orden Ministerial publicada en el Boletín Oficial del Estado (BOE), en el que se fija una parada temporal que comenzó ayer y se mantendrá hasta el 28 de febrero, ambos inclusive. En un comunicado, la Administración central indicó que este cese, unido a las paradas temporales voluntarias realizadas desde el 1 de diciembre de 2008 hasta la entrada en vigor de esta orden, determina un cese temporal de 90 días. Considerando la situación en que se encuentra la pesquería de cerco y, en especial, el estado de las poblaciones de determinadas especies objetivo de la misma, fundamentalmente el boquerón, a la luz de la experiencia recogida de la aplicación de los planes anteriores, se considera conveniente la regulación de una nueva parada. Desde el año 2004, se han venido estableciendo planes de pesca para la pesquería de cerco en el caladero nacional del Golfo de Cádiz, encontrándose actualmente vigente el plan regulado en la Orden APA/3288/2007, de 13 de noviembre, por la que se establece un plan para la pesquería de cerco en el caladero nacional del Golfo de Cádiz. En el caladero nacional del Golfo de Cádiz, comprendido entre el meridiano de Punta Marroquí y la frontera con Portugal, en la desembocadura del Guadiana desarrollan su actividad más de un centenar de embarcaciones que ejercitan la pesca con artes de cerco, dirigida a la captura de especies pelágicas, principalmente sardina y boquerón. Por otra parte, el total de 164 barcos de arrastre del Golfo de Cádiz y sus 773 tripulantes volvieron hoy a faenar tras mantener una parada de recuperación de sus caladeros, por la que la Junta de Andalucía abonará 1,6 millones de euros Este mes adicional de paro biológico se suma a los dos ya establecidos en el Plan de Gestión del Golfo de Cádiz adoptados por el Gobierno central a propuesta de la Junta de Andalucía y que la flota llevó a cabo del 24 de septiembre al 22 de noviembre de 2008. De la ayuda concedida por este paro adicional, 823.941 euros irán destinados a los tripulantes, mientras que para los armadores la cantidad prevista es de 775.397 euros.