El cambio climático, la contaminación y la pesca diezman a los pingüinos

  • Washington, 12 feb (EFE).- La pesca excesiva, el aumento de las temperaturas y la contaminación están reduciendo la población de pingüinos magallánicos en la Patagonia, reveló hoy un estudio presentado ante la Asociación para el Avance de las Ciencias de Estados Unidos.

El cambio climático, la contaminación y la pesca diezman a los pingüinos

El cambio climático, la contaminación y la pesca diezman a los pingüinos

Washington, 12 feb (EFE).- La pesca excesiva, el aumento de las temperaturas y la contaminación están reduciendo la población de pingüinos magallánicos en la Patagonia, reveló hoy un estudio presentado ante la Asociación para el Avance de las Ciencias de Estados Unidos.

El descenso de la población de pingüinos en Punta Tombo, a unos 1.600 kilómetros al sur de Buenos Aires, está llegando a niveles peligrosos, advirtió Dee Boersman director del Proyecto Pingüino de la Sociedad para la Conservación de la Vida Animal.

Boersman indicó que ha estudiado durante más de 25 años a esos animales que pueblan Punta Tombo, donde su número se ha reducido de 300.000 a 200.000.

Agregó que el cambio en las condiciones oceánicas, la pesca excesiva (especialmente de anchoas) y la contaminación obligan a los pingüinos a prolongar su desplazamiento en busca de alimentos.

También han tenido que armar sus nidos fuera de zonas protegidas donde con frecuencia son víctimas de otros animales depredadores.

Además, el cambio climático ha aumentado las lluvias, lo que ha llevado a un incremento de la mortalidad de las aves más pequeñas.

"Los pingüinos tienen problemas para alimentarse en el invierno y si eso sigue ocurriendo, no podrán volver a los lugares donde se reproducen", manifestó Boersman.

"Si continuamos bajando en la cadena alimentaria y recogemos peces cada vez más pequeños, como las anchoas, no quedará nada para los pingüinos y otros animales que dependen de ellos para sobrevivir", añadió.