Las cc.aa del Cantábrico esperan conocer en unos días el resultado de la campaña científica de la anchoa

SANTANDER, 27 (EUROPA PRESS)

Las comunidades autónomas del Cantábrico esperan conocer "en unos días" el resultado de la campaña científica sobre el estado del stock de la anchoa en el caladero del Golfo de Vizcaya, en base al cual se decidirá sobre su reapertura o no en el segundo semestre de este año, si bien acordaron de manera global que se abonen las subvenciones mientras continúe la parada biológica de esta especie.

Este ha sido uno de los temas que han tratado hoy en Santander el viceconsejero vasco de Pesca, Jon Azkue, los directores generales de Pesca de Cantabria y Asturias, Fernando Torrontegui y José Marcelino Menéndez, y el director general de Recursos Marinos de Galicia, Pablo Ramón Fernández Asensio.

En el encuentro, de unas tres horas de duración, también se han abordado la pesca en aguas continentales y los problemas de las distintas comunidades autónomas, según explicó a Europa Press el responsable de Pesca cántabro, Fernando Torróntegui. Posteriormente, en una fecha aún sin concretar, se celebrará otro ya entre los consejeros.

Asimismo, la reunión ha servido para que los responsables de Pesca de estas autonomías tomen contacto, toda vez que hay nuevos directores generales de Pesca en Galicia y el País Vasco, como consecuencia de los recientes cambios de Gobierno en ambas comunidades, y también en Asturias, donde se renovó al titular a principios de año.

FIN DE LA CAMPAÑA

La campaña científica 'Bioman', que comenzó el pasado 4 de mayo, acabó ayer. Se espera conocer los resultados en una semana. Estos datos se remitirán a la Comisión Europea, que será la que luego adopte la decisión sobre la reapertura de este caladero, cerrado desde hace cuatro años. Torróntegui eludió ofrecer un pronóstico sobre la medida que se adopte, señalado que hasta la fecha "todo son conjeturas".

La campaña de la Secretaría General del Mar del Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino se ha realizado a bordo del buque de investigación pesquera y oceanográfica 'Emma Bardán', propiedad del Ministerio, con la participación de investigadores del Instituto científico AZTI y de un buque científico del CSIC.

Este estudio, como en años anteriores, ha tenido como objetivo la evaluación de los niveles de biomasa reproductora en el 'stock' de anchoa en el Golfo de Vizcaya para conocer su estado, como paso previo para la adopción de las medidas de gestión de esta pesquería.

El resultado de esta campaña no estará disponible hasta contrastarse con la información existente en la serie histórica de las campañas anteriores, así como con los datos obtenidos en la campaña acústica del buque Thalassa del Instituto científico francés Ifremer, cuyos trabajos concluirán el próximo 5 de junio.

El Consejo de Ministros de Pesca de la UE fijó un Total Admitido de Captura (TAC) cero para el stock de la anchoa en el Golfo de Vizcaya para 2009, con la posibilidad de reabrir la pesquería en la segunda parte de este año en el caso de que los niveles de abundancia, detectados en la campaña de evaluación de primavera, así lo aconsejaran.

AGUAS CONTINENTALES

En el encuentro también se abordó la pesca en las aguas internas o continentales. De cara al segundo semestre, se espera un Plan de Gestión en el que se rebaje de forma proporcional la presencia de pescadores cántabros y vascos.

Torróntegui señaló que, pese a la polémica del año pasado sobre las restricciones a la pesca en estas aguas, en esa campaña finalmente no se cumplieron las expectativas y fueron "muy pocos" los barcos que acudieron a faenar en esas zonas.