Almunia echa de menos una mayor coordinación entre los gobiernos europeos

  • Londres, 26 feb (EFE).- El comisario de Asuntos Monetarios de la UE, Joaquín Almunia, afirma haber echado en falta una mayor coordinación entre los gobiernos de los Veintisiete frente a la crisis económica.

Almunia echa de menos una mayor coordinación entre los gobiernos europeos

Almunia echa de menos una mayor coordinación entre los gobiernos europeos

Londres, 26 feb (EFE).- El comisario de Asuntos Monetarios de la UE, Joaquín Almunia, afirma haber echado en falta una mayor coordinación entre los gobiernos de los Veintisiete frente a la crisis económica.

En una entrevista que publica hoy el Financial Times, critica el que los gobiernos no hubieran acordado mejor entre ellos sus respectivos planes para estimular la economía.

Algunos gobiernos, como el Reino Unido, optaron por recortar el impuesto sobre el valor añadido mientras que otros aumentaron las subvenciones públicas o redujeron los costos laborales no ligados al salario.

Un enfoque mejor coordinado entre todos habría creado mayores sinergias entre las distintas medidas adoptadas individualmente, explica Almunia, según el cual tal y como están las cosas la respuesta de la UE no será tan eficaz como la de EEUU.

El hecho de que EEUU tenga un Gobierno Federal supone una ventaja aunque en Europa podría darse un efecto más potente que en aquel país gracias a los "estabilizadores automáticos", mecanismo por el cual el gasto público aumenta y caen los ingresos en las épocas difíciles.

La Comisión Europea pronosticó el mes pasado que el PIB europeo caería este año un 1,8 por ciento, más que en Estados Unidos, y los últimos datos no permiten ser más optimistas, explica Almunia.

Según el comisario europeo, una vez que acabe la crisis, Europa tendrá que buscar formas nuevas de impulsar el crecimiento económico ya que el sector financiero no tendrá un papel tan importante como en el pasado.

"Estoy convencido de que la regulación financiera será más amplia y profunda. El sistema financiero estará más regulado, lo que significa que habrá menos apalancamiento, menos flexibilidad en el mismo y que ése tendrá menos influencia en nuestra economía", pronostica Almunia.

"O nos resignamos a un menor crecimiento que en el pasado debido al menor estímulo del sector financiero o habrá que encontrar otros motores de crecimiento en la parte no financiera de la economía", señala.

Cualquiera que sea la solución elegida, Europa seguirá vinculada a su "modelo social", que da importancia a la protección de los ciudadanos en momentos económicamente difíciles.

En la entrevista, Almunia hace también hincapié en la necesidad de que la UE preste mayor atención a los países de la Europa del Este, que atraviesan aún mayores dificultades por culpa de la crisis.

Almunia explica que la UE está haciendo ya "un enorme esfuerzo" a favor de esa región y agrega que en el caso de los países de la Europa del Este que no forman parte de la UE, resultan "más relevantes" instituciones como el Fondo Monetario Internacional.

Preguntado por la posible ayuda paneuropea a los países que forman parte de la zona del euro, Almunia no quiere ofrecer garantías totales aunque da a entender claramente, según el periódico, que la UE tendría que actuar una vez más como una unión en lugar de dejar que a países de la moneda única tuviesen que recurrir a instituciones de fuera.