Economía/Finanzas.- Strauss-Kahn, partidario de actuar "con dinamita" frente a los paraísos fiscales

PARIS, 17 (EUROPA PRESS) El director gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Dominique Strauss-Kahn, arremetió hoy contra los denominados paraísos fiscales, contra los responsables de las instituciones financieras que han hecho "mal su trabajo", a quienes en su opinión habría incluso que "despedir", y contra las remuneraciones excesivas de los directivos. "Soy partidario de una acción con dinamita contra los paraísos fiscales", lanzó en una entrevista en la emisora France-Inter, durante la cual admitió que no todo el mundo comparte su punto de vista porque hay quien considera que este asunto no es lo más "urgente". En su opinión, se han usado armas "muy ligeras" para abordar este problema y hay que ir "un poco más lejos". Strauss-Kahn se mostró partidario de mejorar el control y la regulación del sistema financiero que ha estado en el origen de la crisis y consideró que los planes de estímulo puestos en marcha por los diferentes gobiernos no serán eficaces si al mismo tiempo el sistema bancario no vuelve a ponerse en marcha. "El sistema financiero en el mundo no está todavía saneado", advirtió el máximo responsable del FMI partidario de una reestructuración y, si fuera necesario, cerrar bancos, salvando "por supuesto a los depositarios". A su modo de ver, si los bancos no pueden continuar ejerciendo su labor porque están "demasiado desequilibrados", puede que haya que "cerrarlos". En este sentido, pidió "ir hasta el final de la limpieza de los balances de los bancos". Por lo que se refiere a las remuneraciones de los directivos puso de relieve que "no es normal" que haya dividendos importantes en una situación en la cual la empresa no funciona. "Encuentro eso escandaloso", enfatizó. El FMI sitúa la recuperación de la economía mundial hacia principios de 2010 a condición de que se aplique "todo lo que tiene que ponerse en marcha" de aquí a esa fecha. Por otro lado, Straus Kahn, recordó que no hay soluciones individuales frente a una crisis mundial y aunque dijo entender la tentación del proteccionismo dejó claro que no es un instrumento eficaz. "Esa manera de buscar soluciones nacionales es humana, es natural como reacción pero no es eficaz", dijo.