La quiebra de General Motors es "probable", dice su máximo ejecutivo

  • Washington, 11 may (EFE).- El consejero delegado de General Motors, Fritz Henderson, reiteró hoy que la quiebra de la empresa es "probable", pero aún así señaló que no mejorará la oferta a los tenedores de sus bonos para la restructuración de la deuda.

La quiebra de General Motors es "probable", dice su máximo ejecutivo

La quiebra de General Motors es "probable", dice su máximo ejecutivo

Washington, 11 may (EFE).- El consejero delegado de General Motors, Fritz Henderson, reiteró hoy que la quiebra de la empresa es "probable", pero aún así señaló que no mejorará la oferta a los tenedores de sus bonos para la restructuración de la deuda.

General Motors (GM) necesita un acuerdo con el 90 por ciento de los dueños de sus títulos hasta el 26 de mayo, o se verá obligado a declarar la bancarrota el 1 de junio.

Esa presión no le hará mejorar los términos del intercambio de títulos, según Henderson, quien afirmó que el Gobierno de Estados Unidos le ha dicho que no podrá dar a los inversores más de un 10 por ciento de las acciones de la nueva compañía.

"No tenemos ningún plan de hacer modificaciones (a la oferta) en este momento", explicó Henderson en una rueda de prensa telefónica.

El plan sobre la mesa prevé que el Gobierno de Estados Unidos se quede con el 50 por ciento de las acciones, en compensación por sus préstamos a GM.

El fondo del seguro de salud de los empleados mantendría otro 39 por ciento de las acciones, los tenedores de bonos un 10 por ciento y los accionistas actuales un 1 por ciento.

Algunos bonistas, que poseen títulos por valor de más de 27.000 millones de dólares, se han quejado de que según esos términos recuperarán un porcentaje mucho menor de su inversión que el fondo de los empleados.

"Al día de hoy es más probable que tengamos que recurrir al proceso de bancarrota", dijo Henderson, que ha realizado declaraciones similares en las últimas semanas.

Al mismo tiempo, enfatizó que "aún hay una posibilidad y una oportunidad de que pueda hacerse fuera de la bancarrota".

General Motors examina actualmente "país por país" la perspectiva de declarar la quiebra de sus operaciones allí.

Henderson dijo que podría declararse en bancarrota global o tan solo en Estados Unidos o América del Norte, y mantener fuera de ella a sus filiales en el resto del mundo.

La semana pasada, General Motors anunció que había perdido 6.000 millones de dólares en el primer trimestre del año y que su caja de dinero en efectivo se redujo en 10.200 millones.

Solo se ha mantenido a flote gracias a los 15.400 millones de dólares que le ha inyectado el departamento del Tesoro hasta ahora.

Como parte de su plan de reestructuración, General Motors pretende informar esta semana a 2.600 concesionarios de la decisión de cerrarlos, dijo Henderson.

La compañía también eliminará 21.000 empleos y clausurará 13 fábricas.

Henderson dijo que GM ha recibido dos ofertas de compra de su marca "Hummer" y que negocia con dos de los postores. La venta podría tener lugar a finales de este mes, señaló.

La compañía también ha recibido "algunas" muestras de interés por la sueca "Saab", según el jefe de GM, que también quiere vender su línea "Saturn" y que en el 2010 dejará de usar su marca "Pontiac".

Henderson no quiso hacer comentarios sobre la posible venta a Fiat de su marca "Opel" o sus operaciones en América Latina.