El CAAC expone como obra invitada el toldo de sombra pintado por Pérez Villalta para la Cámara de Comercio de Sevilla

SEVILLA, 16 (EUROPA PRESS)

El Centro Andaluz de Arte Contemporáneo (CAAC), ubicado en el Monasterio de la Cartuja de Sevilla, expondrá como obra invitada hasta el próximo día 31 de agosto el toldo de sombra pintado en 1984 por Guillermo Pérez Villalta para el patio de luces del edificio de la Cámara de Comercio, Industria y Navegación de Sevilla, ubicada en la Plaza de la Contratación.

La presentación de esta obra invitada --cuyas dimensiones son 9,65x5,08 metros-- tuvo lugar en la mañana de hoy en la capital hispalense y corrió a cargo de la consejera de Cultura de la Junta de Andalucía en funciones, Rosa Torres; el presidente de la Cámara de Comercio de Sevilla, Francisco Herrero, y el propio Pérez Villalta (Tarifa, Cádiz, 1948).

En este sentido, Torres destacó que este último "es uno de los artistas capitales del panorama creativo español de nuestro tiempo", poniendo en valor que su trayectoria "ha sido merecedora del reconocimiento del público y de la crítica", recibiendo así el Premio Nacional de Artes Plásticas, la Medalla de Oro de las Bellas Artes y la Medalla de Andalucía.

Según dijo, la obra confeccionada en 1984 para dar "buena sombra" al patio de la Cámara de Comercio hispalense "confirma" a Pérez Villalta --que pintó la pieza en la antigua sede de la Cámara de Comercio situada en la calle Betis-- "como un artífice excelente y como un artesano exquisito".

El elemento central de la composición es una representación del cielo, en la que destaca una rosa de los vientos que fue hecha teniendo en cuenta la situación específica de la obra en la Cámara de Comercio en relación con los cuatro puntos cardinales. La bóveda celeste aparece rodeada por un friso de figuras mitológicas distribuidas por grupos temáticos.

En la esquina inferior izquierda se ve a Mercurio, dios romano del comercio, que arroja monedas de oro a través de una colorida cinta con forma de NODO. A su izquierda, un hombre que sujeta un espejo y que representa a la Prudencia, virtud que debe regir las decisiones de los comerciantes. A la derecha de Mercurio, Vulcano aparece como representante de la industria en su calidad de dios del fuego y la forja.

Asimismo, en la esquina superior izquierda Neptuno sujeta un barco, mientras que el personaje que recoge la embarcación y el cono de la abundancia es una representación del río Guadalquivir. Esta figura aparece rodeada por la Giralda y la vegetación propia del Valle del Guadalquivir. Tanto Neptuno como el Guadalquivir reflejan a su vez la relación de comercio entre América y Sevilla como puerto y puerta de las Indias.

RESTAURACIÓN DE LA OBRA

Por su parte, Francisco Herrero valoró que la obra "es una de las más emblemáticas de las que dispone el patrimonio de la Cámara", poniendo de manifiesto que Pérez Villalta "creó --en 1984-- una impresionante pieza que es una alegoría del comercio" y que se expondrá en el CAAC mientras se rehabilita la sede de la institución cameral.

Hay que reseñar que la obra tuvo que ser restaurada por el equipo de Artefecit 1578 --compuesto por Fátima Bermúdez-Coronel García de Vinuesa, Cristina Corchón Borrás y María de los Ángeles Cordero Moguer-- durante los meses de septiembre de 2008 a enero de 2009.

Las principales patologías que afectaban a esta pintura --debidas a factores ambientales y a su ubicación-- eran deformaciones por la tensión del sistema de cuelgue, cercos de suciedad acumulada --provocados por el agua que se filtraba a través de la montera--, rotos en zonas de contacto con anillas metálicas y acumulación de polvo y suciedad en la superficie.