Unos 60 jóvenes de 18 años de Casetas celebrarán una gala de presentación de la generación del 91

ZARAGOZA, 15 (EUROPA PRESS)

El área de Participación Ciudadana del Ayuntamiento de Zaragoza, a través de la Junta Vecinal de Casetas, junto con la Comisión de Festejos y la Casa de Juventud, ha organizado una gala de presentación de la generación del 91 de Casetas, unos sesenta jóvenes de dieciocho años del barrio, como preludio a las fiestas en honor a la Virgen de la Rosa que se celebrarán en Casetas del 30 de abril al 4 de mayo.

La gala tendrá lugar durante la noche del próximo sábado, 18 de abril, y su objetivo es que todos los chicos y chicas vinculados a Casetas sean los protagonistas del barrio por unos momentos. Se trata de la primera edición de una fiesta en la que se pretende hacer un reconocimiento a los jóvenes y celebrar con ellos el acceso a la mayoría de edad, por lo que durante la noche se galardonará a los que hayan destacado en diferentes categorías propuestas por ellos mismos.

En la gala estarán presentes la directora del IAM, Rosa Borraz, el pediatra de Casetas desde hace veinticinco años, Pedro Oros y al que los jóvenes han elegido como padrino de su generación.

Igualmente, la fiesta estará acompañada de una exposición fotográfica, instalada en la alcaldía de Casetas, titulada "Casetas- Generación 91", obra de Rafael López Barrios, fotógrafo aficionado y residente en el barrio de Casetas, quien a través de 60 retratos mostrará a esta generación de nuevos ciudadanos.

Rafael López Barrios (Zaragoza, 1962) expondrá una colección de fotografías que conjuga un viaje, el retrato y el clasicismo en la técnica. Casetas como viaje es una travesía a lo más lejano, al interior del barrio donde reside. Sesenta jóvenes de dieciocho años, toda una generación fotografiada con el nexo común del barrio donde han nacido, viven o estudian, pero con personalidades diferenciadas y definidas que Rafael intenta plasmar. El blanco y negro es la vía para prescindir del paisaje y penetrar en un retrato hecho de química y emociones, explican desde el Ayuntamiento de Zaragoza.