Almunia prevé fuertes problemas de endeudamiento público en el futuro

  • Madrid, 25 may (EFE).- El comisario europeo de asuntos Económicos y Financieros, Joaquín Almunia, advirtió hoy de que habrá tensiones "muy fuertes" de financiación en Europa "dentro de un cierto tiempo", lo que supondrá mayores problemas de endeudamiento público.

Madrid, 25 may (EFE).- El comisario europeo de asuntos Económicos y Financieros, Joaquín Almunia, advirtió hoy de que habrá tensiones "muy fuertes" de financiación en Europa "dentro de un cierto tiempo", lo que supondrá mayores problemas de endeudamiento público.

Durante su intervención en la apertura del seminario de la Fundación Alternativas sobre "La crisis económica española en un contexto global", Almunia dijo que los Estados europeos de momento no están teniendo problemas para emitir deuda y que a corto plazo no hay problemas de endeudamiento público.

Sin embargo, prevé tensiones muy fuertes dentro de un cierto tiempo, porque los plazos de endeudamiento son cortos y por tanto habrá muchos países que quieran refinanciar su deuda en los mercados.

Además, según Almunia, va a haber "muchos mas países pidiendo mucho más dinero", en particular Estados Unidos, país que va a introducir una presión en los mercado de deuda "muy fuerte", por lo que espera que el sector privado también necesitará más necesidad de financiación.

Afirmó que la economía real todavía está en lo más hondo de la crisis, que los signos positivos de crecimiento son "escasísimos" y que, de momento "la esperanza blanca" para tirar de la demanda con capacidad de "efecto arrastre" solo es China.

Almunia recordó que, según las previsiones de la Comisión Europea, la economía de la zona euro caerá un 4 por ciento este año, aunque auguró que en los últimos trimestre del año decrecerá menos que en el segundo trimestre y "se acerque a un crecimiento cero" e incluso que algunos países registren trimestres positivos.

Con respecto a la política fiscal, recordó que los estados han aprobado estímulos fiscales discrecionales por el 1,8 o el 1,9 por ciento del PIB europeo entre 2009 y 2010, pero que como en Europa los estabilizadores automáticos "son muy potentes" se estima que el conjunto del apoyo fiscal a la actividad económica se sitúa en torno al 5 por ciento del PIB europeo.

Asimismo, prevé que la deuda sobre el PIB en la zona euro aumentará en 18 puntos entre 2007 y 2010 y que en España "será mayor".

En 2007, la deuda española era del 36,7 por ciento, pero pasará al 62,3 por ciento en 2010, es decir, 26 puntos de aumento frente a los 18 de la media en la Unión Europea.

No obstante, Almunia subrayó que se empieza a recuperar la confianza, aunque todavía hay poca utilización de la capacidad productiva, por lo que auguró un "margen largo hasta que inversión empiece a tirar".

Dijo que el efecto de los paquetes de medidas de estímulo adoptados en Europa "es de esperar" que se note en los próximos trimestres, aunque consideró difícil saber "a qué velocidad" se producirán.

También destacó que la caída de los precios está ayudando al aumento del consumo privado de bienes no duraderos, al tiempo que "no se ven" riesgos "serios" de deflación en Europa, aunque existen en varios países, entre ellos España.

En relación al mercado laboral, se limitó a señalar que la Unión Europea debe prestar la "máxima atención" al aumento del desempleo, para evitar que se convierta en "paro estructural".