Salgado advierte de que hay entidades financieras menos fuertes en la crisis

  • Madrid, 20 may (EFE).- La vicepresidenta segunda del Gobierno, Elena Salgado, advirtió hoy de que hay entidades financieras en España que son menos fuertes para afrontar la crisis, si bien señaló que no tiene conocimiento de que vaya a haber intervenciones inmediatas por parte del Banco de España.

Madrid, 20 may (EFE).- La vicepresidenta segunda del Gobierno, Elena Salgado, advirtió hoy de que hay entidades financieras en España que son menos fuertes para afrontar la crisis, si bien señaló que no tiene conocimiento de que vaya a haber intervenciones inmediatas por parte del Banco de España.

Salgado compareció por primera vez en la Comisión de Economía y Hacienda del Congreso, con una intervención en la que admitió que el sistema financiero español mantiene en general un "balance sólido", pero "no todas (las entidades) tienen la misma fortaleza para soportar el deterioro de sus activos".

En su opinión, los bancos y cajas españoles han mostrado una "gran capacidad" para soportar la crisis financiera, aunque si persisten las tensiones notarán cada vez más su impacto, sobre todo a través de la morosidad.

Además advirtió de que hay una "sobrecapacidad" de entidades y oficinas en el sistema financiero español a las que puede afectar este momento de crisis, lo que hace necesaria su reestructuración.

Por eso el Gobierno, dijo, prepara la elaboración del fondo de ayuda a la banca para facilitar el proceso de reordenación de las entidades, un instrumento que, aseguró, "minimizará la implicación de recursos públicos" y "sólo entrará en acción" si no fructifican las soluciones privadas entre entidades ni la vía del Fondo de Garantía de Depósitos.

En cualquier caso, la vicepresidenta segunda insistió en que el nuevo esquema bancario no modificará la naturaleza de las cajas y por tanto tampoco interferirá en las competencias autonómicas.

Por otra parte, y al igual que defendió por la mañana en la sesión de control del Congreso, Salgado insistió en que la crisis económica puede haber tocado fondo y dijo que empieza a ver "la luz" de la recuperación "al final del túnel".

Advirtió no obstante de que hay que tomar los últimos datos macroeconómicos, que denotan un punto de inflexión en la caída económica, con la "mayor de las cautelas".

Elena Salgado defendió la política económica del Gobierno para mitigar los efectos de la crisis y preparar la economía de forma que cuando vuelva a crecer lo haga de forma sostenible.

No obstante, subrayó que es el sector privado el que tiene que liderar la recuperación y el cambio de modelo económico, y que lo que el Gobierno hace con su política económica y fiscal es poner los medios para ayudar a la iniciativa privada a conseguirlo.

Pese a las peticiones de portavoces como el del PP, Cristóbal Montoro, y el de CiU, Josep Sánchez Llibre, Elena Salgado se mostró contraria a aprobar bajadas generalizadas de impuestos en un momento de crisis como el actual, y señaló que hay que optar por reducir los tributos de una forma "selectiva".

Señaló que por eso el Gobierno va a llevar al Congreso una ley para reducir el Impuesto sobre Sociedades para las pymes que creen empleo o lo mantengan, con una bajada similar para los autónomos que hagan lo mismo con sus asalariados.

En la Comisión, los portavoces de todos los grupos parlamentarios, a excepción del PSOE, criticaron el excesivo optimismo sobre el futuro económico español de Salgado, y aseguraron que los últimos datos muestran una realidad distinta a la que expone el Ejecutivo.

Varios de ellos aludieron en concreto a los datos de Contabilidad Nacional publicados hoy por el Instituto Nacional de Estadística, que apuntan que la economía cayó un 3 por ciento en el primer trimestre con respecto al mismo periodo del año anterior.

A este respecto, Salgado recordó que son datos de enero a marzo, e insistió en que ya se han conocido otros que muestran una desaceleración en la caída de la economía española.