Corina Porro asegura que sigue en el Senado voluntariamente y que, si se presenta otra circunstancia, decidirá

MADRID, 23 (EUROPA PRESS) La senadora y candidata del PP de Galicia número dos por la provincia de Pontevedra en las elecciones del pasado 1 de marzo, Corina Porro, explicó hoy que ha decidido mantener su puesto en la Cámara Alta en respuesta a la situación "excepcional" que se generó con la muerte de su suplente, y garantizó que tomó esta decisión voluntariamente. Además, apuntó que también tomará la decisión necesaria si le ofrecen otro cargo político. Corina Porro ocupa escaño en el Senado desde 2008 y fue elegida diputada autonómica en las pasadas elecciones gallegas, cargos que no puede compatibilizar según lo establecido en el estatuto de la comunidad autónoma. Así, aunque su intención inicial era renunciar al acta de senadora, la muerte de su suplente, Ángel Latas, provocó que ayer renunciase a su acta de diputada autonómica. En declaraciones a Europa Press, aseguró que tomó esta decisión "voluntariamente" como consecuencia de la "excepcionalidad" de la situación. Para ello, explicó que abordó el asunto con el líder del PP gallego y presidente electo de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, y ambos decidieron que "lo mejor" era que continuase en el Senado. Porro recordó que esta decisión no la excluye de ocupar algún otro puesto de responsabilidad política en el futuro, como ser candidata al Ayuntamiento de Vigo, donde ya fue alcaldesa de 2003 a 2007. "Si se presentan otras circunstancias, cuando llegue ese momento tomaré la decisión, estoy acostumbrada a cambiar", apuntó antes de subrayar que su actuación siempre tiene "el norte" de defender los intereses de Vigo. LIBERTAD DE LA DIRECCIÓN DEL PP La senadora insistió así en que la dirección nacional del PP no tuvo nada que ver en su decisión y la dio "libertad". En caso de que hubiera renunciado a su puesto en el Senado, la Junta Electoral Central ratificó la semana pasada que su escaño hubiese quedado vacante, ya que la Ley Orgánica de Régimen Electoral General no prevé ningún mecanismo de sustitución distinto al del suplente. En este contexto, Porro insistió en que tomó la decisión "tranquilísima" y recordó que ya ha pasado por situaciones similares en su trayectoria política. En el año 2006 cedió su escaño en la Cámara Alta como senadora autonómica al hasta entonces presidente de la Xunta, Manuel Fraga, en un momento "de cambio" para el PP gallego que "fue positivo para Galicia". "Forma parte de mi historia política y personal, en una ocasión también dejé un acta de diputada provincial para irme a Vigo como candidata a la alcaldía", recordó antes de insistir en que la situación actual es "diferente". "Me tocó tomar una decisión y la tomé tranquilísima, las personas pasamos y hay que afrontar las situaciones", subrayó.