Economía/Motor.- Daimler reduce su beneficio neto un 65% en 2008 y prevé otro descenso "sustancial" este año

STUTTGART (ALEMANIA), 17 (EUROPA PRESS) El grupo automovilístico alemán Daimler obtuvo un beneficio neto de 1.400 millones de euros el pasado año, lo que supone una reducción del 65% respecto a 2007, informó hoy la empresa, que prevé un retroceso "sustancial" de sus ganancias durante el presente ejercicio. Las ganancias de Daimler se vieron afectadas por los 3.228 millones de euros de provisiones relacionadas con la inversión en Chrysler y por la caída del beneficio de Mercedes-Benz Cars, que se redujo a menos de la mitad, con 2.117 millones de euros. La cifra de negocio de la multinacional con sede en Stuttgart se situó en 95.900 millones de euros en 2008, un 3,52% menos, mientras que sus ventas mundiales totalizaron 2,1 millones de unidades, un volumen muy próximo al de 2007. El beneficio operativo (Ebit) se hundió un 69%, hasta 2.700 millones de euros durante el pasado ejercicio, muy lejos de los 6.000 millones que la empresa se fijó como objetivo para su resultado neto de explotación. Las inversiones, en cambio, crecieron 14%, hasta 8.000 millones de euros. PERDIDAS PARA MERCEDES-BENZ. Mercedes-Benz Cars, la división que incluye las marcas Mercedes-Benz, Smart, Maybach y AMG, registró unas pérdidas de 359 millones de euros en el último trimestre de 2008, frente a un beneficio de 1.426 millones de euros en el mismo período de 2007. Ante la reducción de su rentabilidad, Daimler ha decidido no aplicar los incrementos salariales previstos a parte de su plantilla, congelar los salarios de directivos y recortar el dividendo, que se situará en 0,60 euros por acción, frente a los dos euros por título del ejercicio de 2007. PREVISIONES. Daimler vaticina que el mercado automovilístico mundial registrará este año un nuevo retroceso, que se situará en el 10% aproximadamente. En este contexto, el grupo asume un descenso "significativo" de sus ventas, que afectará a todas sus divisiones, aunque confía en mejorar cuotas de penetración. Como consecuencia, la cifra de negocio será en 2009 inferior a la contabilizada en 2008 y las ganancias experimentarán una caída "sustancial". La empresa indicó que no es posible por el momento facilitar una previsión más detallada del beneficio, que intentará difundir a lo largo del año, una vez analizado el desarrollo de la economía y del mercado automovilístico. "El grupo Daimler está en una posición relativamente fuerte para afrontar esta crisis. Tenemos la oportunidad no sólo de superar esta situación excepcional, sino de salir de ella más fuertes. Vamos a aprovechar esta oportunidad", manifestó el presidente del consorcio, Dieter Zetsche.