Economía/Motor.- Renault confirma la supresión del 'tercer turno' en Palencia desde el 23 de marzo

VALLADOLID, 17 (EUROPA PRESS) La Dirección de Renault-España confirmó hoy su decisión de suprimir el 'tercer turno' o 'turno de noche' en la factoría palentina de Villamuriel de Cerrato, donde se produce en la actualidad el nuevo Mégane, una medida que llevará a cabo a partir del próximo 23 de marzo. Así lo ratificó hoy la Dirección de la compañía automovilística de la marca del rombo durante la celebración de la segunda y última reunión del Comité Intercentros en el que la empresa informó de sus planes de producción para la planta palentina y de las justificaciones que han llevado a la empresa a suprimir ese 'tercer turno'. En concreto y según confirmaron a Europa Press fuentes de la empresa, las previsiones de fabricación para la planta de Villamuriel de Cerrato son de 210.000 vehículos en 2009, lo que obligará a ajustar la oferta a la demanda siguiendo, además, la "política rigurosa" de estocaje de la firma francesa. En su reunión con los sindicatos, Renault recordó que las ventas del mercado global de automóviles cayeron un 8,1 por ciento en el año 2008 en comparación con el ejercicio de 2007 mientras que la comparación de las ventas de enero de 2009 con las del mismo mes del año anterior es un 26 por ciento inferior. Además, las previsiones para el presente año son de un descenso del 15 al 20 por ciento. Renault ratificó asimismo la "buena aceptación" del nuevo Mégane en el mercado de particulares, con la venta de más de 14.000 unidades desde su lanzamiento comercial en el mes de noviembre, si bien reconoció que el vehículo no se está vendiendo tan bien en el mercado de flotas a empresas, "donde más está incidiendo la crisis de la economía mundial" que está obligando a retrasar las compras y renovaciones de automóviles. La Dirección de Renault-España insistió en que todas estas circunstancias hacen necesario un ajuste del ritmo de producción en la planta de Villamuriel de Cerrato hasta bajar la cadencia a 800 vehículos al día en dos turnos, frente a las 1.000 que está produciendo en la actualidad con los turnos de mañana, tarde y noche. Dicho esto, la multinacional francesa de la marca del rombo insistió en que este ajuste de la producción no tendrá incidencia en el empleo fijo y ratificó también que la supresión del tercer turno permitirá "minimizar" la aplicación de jornadas del expediente de regulación de empleo (ERE) concedidos por la Autoridad laboral para esta fábrica, 24 jornadas en total. En concreto y según precisó la empresa, el mantenimiento de los tres turnos con la actual demanda del mercado obligaría a parar la producción "como mínimo" un día por semana lo que "agotaría" las medidas de flexibilidad en la fábrica palentina, que se llevarían a cabo de una manera "muy rápida" aplicándose todos los días de ERE en el primer trimestre del año. Sin embargo, argumentó la empresa, con la organización de la producción en dos únicos turnos y con la actual demanda del mercado de la automoción se minimizaría la posibilidad de aplicación de ese ERE.