Sanz anuncia un descuento entre el 15 y el 38 por ciento en el impuesto de matriculación

LOGROÑO, 22 (EUROPA PRESS)

El presidente del Gobierno de La Rioja, Pedro Sanz, anunció hoy un descuento, de entre el 15 y el 38 por ciento, en el impuesto de matriculación para todos los vehículos cuyo precio no supere los 30.000 euros y beneficiará tanto a particulares, como a autónomos y pymes.

En comparecencia de prensa, el jefe del Ejecutivo riojano apuntó que se trata de un acuerdo alcanzado entre el Gobierno regional y la Asociación Riojana de Automoción (Ariauto), con el objetivo de la "recuperación del sector".

El Plan acordado tiene efectos retroactivo al 18 de mayo y se extenderá hasta el 31 de diciembre de 2009. Supondrá una ayuda equivalente entre un 15 por ciento y un 38 por ciento, según segmentación de emisiones CO2, del importe del Impuesto de matriculación para todos los vehículos (incluidos los todoterrenos y los vehículos industriales de hasta 3.500 kilos).

Sanz prevé que la ayuda alcance a 3.298 beneficiarios en 2009, al tiempo que indicó que "no estará condicionada a la entrega de otro vehículo a cambio para achatarramiento". Apuntó que este descuento del Gobierno riojano puede suponer una rebaja entre 200 y 738 euros por vehículo, en función de las características del mismo y su segmentación según emisiones de CO2.

Del acuerdo, que se firmará con Ariauto para canalizar las ayudas a los concesionarios, se podrán beneficiar todos los vehículos, turismo e industriales hasta 3.500 kilos, siempre que su importe no exceda de 30.000 euros, IVA incluido.

Serán beneficiarios los residentes empadronados en La Rioja con fecha a uno de enero de 2009. En el caso de autónomos y pymes, su domicilio tiene que estar en La Rioja.

Para facilitar su puesta en marcha, el Gobierno de La Rioja firmará un acuerdo de colaboración con Ariauto para canalizar con los concesionarios el pago de las ayudas, así como la difusión e información sobre las mismas. Ariauto aglutina a 36 concesionarios en nuestra región y emplea a unos 350 trabajadores, constituyendo uno de los eslabones más importantes dentro de la cadena de valor del sector de la automoción, uno de los más significativos de La Rioja.

El objetivo de esta nueva ayuda, que tiene en cuenta el esfuerzo de gasto de los consumidores, es "estimular la venta de vehículos y paliar las dificultades que está padeciendo este sector", indicó Sanz. Además señaló que este nuevo plan hace que se descarte la propuesta planteada por el Ejecutivo riojano la semana pasado, para establecer una ayuda de 1.500 euros, de los que 500 los aportaría el Gobierno riojano y los otros 1.000 el sector.

Por otra parte, el presidente de La Rioja calificó de "fiasco" las medidas que planteó el jefe del Ejecutivo central, José Luis Rodríguez Zapatero, en el último Debate sobre el Estado de la Nación. En el caso de las ayudas propuestas para el sector de la automoción, Sanz dijo que habían provocado un "lío" debido a la "improvisación" del planteamiento de Zapatero.