La Iglesia venezolana rechaza que Nixon Moreno haya huido disfrazado de cura

  • Caracas, 10 mar (EFE).- La iglesia católica calificó hoy de "irresponsable y calumniosa" la versión de que el ex líder estudiantil opositor venezolano Nixon Moreno huyó de la Nunciatura en Caracas, donde estaba refugiado, disfrazado de cura.

La Iglesia venezolana rechaza que Nixon Moreno haya huido disfrazado de cura

La Iglesia venezolana rechaza que Nixon Moreno haya huido disfrazado de cura

Caracas, 10 mar (EFE).- La iglesia católica calificó hoy de "irresponsable y calumniosa" la versión de que el ex líder estudiantil opositor venezolano Nixon Moreno huyó de la Nunciatura en Caracas, donde estaba refugiado, disfrazado de cura.

El diario pro gubernamental "Vea" indicó hoy en su primera página que Moreno escapó de la Nunciatura el lunes "disfrazado de cura" y con la "complicidad" de los responsables de esa sede diplomática.

Baltazar Porras, primer vicepresidente de la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV), dijo al canal privado "Globovisión" que esa información era "irresponsable y calumniosa".

Porras, que es arzobispo de Mérida, la ciudad natal de Moreno, añadió que no ayuda a resolver el problema el que un "órgano oficioso" divulgue "sin pruebas" esa versión y planteó que "si se supiera que salió disfrazado de cura tendrían que demostrarlo".

Moreno se encontraba como "asilado diplomático" desde marzo de 2007 y el martes abandonó la Nunciatura "clandestinamente" tras "forzar" una de las salidas, según una nota de esa legación.

El ministro venezolano de Interior, Tarek El Aissami, manifestó que Moreno sigue siendo "prófugo de la justicia" e indicó que se ha decretado una orden de captura internacional a través de Interpol.

El Aissami denunció que la Nunciatura no permitió a la policía el acceso a la sede para investigar y verificar si hubo "fractura de puerta" o algún otro tipo de violencia en la fuga.

Moreno, de 34 años y solicitado por la justicia desde el 2 de junio de 2006, ingresó en la Nunciatura el 13 de marzo de 2007 y recibió el "asilo diplomático" de parte del Vaticano el 26 de agosto de 2008.

El hasta ahora asilado está acusado por la Fiscalía venezolana de "homicidio intencional simple, en grado de frustración" a un funcionario policial y de "actos lascivos violentos" contra la policía Sofía Aguilar en grado de "cómplice necesario".

Los hechos, según la acusación, ocurrieron durante unas protestas estudiantiles contra el Gobierno venezolano en la Universidad de Los Andes (ULA) en Mérida, a unos 680 kilómetros al oeste de Caracas, en 2006.

La polémica en torno a Moreno se reavivó en diciembre de 2007 cuando una representación de la Universidad de Los Andes (ULA), con el rector Léster Rodríguez a la cabeza, lo graduó en la Nunciatura como "politólogo" tras haber cursado la carrera durante 15 años.

La negativa del gobierno venezolano a entregar un salvoconducto a Moreno para su salida del país por considerarlo un delincuente común, llevó al nuncio en Caracas, Giacinto Berloco, a declarar el año pasado a la prensa que "sólo el Señor sabe cuándo se resolverá este caso".