Economía/Macro.- Los hogares dedicaron el 46,8% de su renta a financiar la compra de vivienda en 2008

MADRID, 9 (EUROPA PRESS) Las familias españolas destinaron el 46,8% de su renta bruta disponible a financiar la compra de vivienda el año pasado, siete décimas más que en el conjunto de 2007, según los últimos datos del Banco de España recogidos por Europa Press. La cantidad que las familias destinaron a la compra de vivienda fue incrementándose a lo largo del año pasado, al tiempo que lo hacía el Euribor, el tipo al que se conceden la mayoría de las hipotecas en España, que llegó a alcanzar su máximo en el mes de julio (5,393%). Sin embargo, el porcentaje de la renta para la compra de vivienda cayó más de un punto en el último trimestre de 2008, tras haberse situado en el 48,1% entre julio y septiembre, en consonancia con los últimos descensos de los tipos de interés y la progresiva reducción del Euríbor, que cerró el 2008 en el 3,452%. Además, el precio medio de la vivienda libre se situó en 2.018,5 euros por metro cuadrado al cierre de 2008, lo que supone un descenso del 3,2% respecto al año anterior. En tasa intertrimestral, el precio de la vivienda descendió un 2,4% en el mismo periodo, lo que contrasta con el aumento de la inflación, que se situó en el 1,4% en diciembre, según datos del Ministerio de Vivienda. En esta misma línea, el importe medio de las hipotecas sobre viviendas cayó un 10,4% respecto en el mes de octubre en comparación con el mismo mes de 2007 y se situó en 135.202 euros, un 1,1% más que en septiembre. A pesar de todo, los datos de la autoridad monetaria indican que el endeudamiento de los hogares por la compra de vivienda se mantiene en niveles muy elevados tras las subidas registradas en el pasado ejercicio, cuando el esfuerzo familiar para la compra de una vivienda pasó de situarse en un 43,3% de la renta en los tres primeros meses de 2007 al 46,5% al cierre del año. De hecho, la cifra de 2008 contrasta mucho con el 36,4% de la renta bruta familiar que era necesario destinar a tal fin en 2005 y con el 35% que destinaban las familias a la compra de vivienda en el año 2004. UNA VIVIENDA CUESTA 6,5 VECES LA RENTA DISPONIBLE. Según el Banco de España, al cierre de 2008 el precio de una vivienda de tipo medio (93,75 metros cuadrados) era 6,5 veces superior a la renta bruta disponible de un hogar mediano, un poco menos que en el trimestre anterior y que en todo el 2007 y 2006. Descontando las deducciones de las que se benefician las familias por compra de vivienda a través del IRPF (un 15% con carácter general hasta un máximo de 9.015 euros anuales), los hogares destinaron el 37,7% de su renta bruta disponible a financiar la adquisición de su vivienda en 2008, cifra superior a la del cierre de 2007 (37%) y muy superior al 29,7% que fue necesario en el 2006.