España superará a Francia e Italia en deuda viva en 2009 y se situará como segundo de Europa, según S&P

MADRID, 11 (EUROPA PRESS)

España superará a Francia e Italia en términos de deuda viva y emisiones brutas en 2009, y se colocará en el segundo puesto en el ranking Europeo, sólo por detrás de Alemania, según un informe de Standard & Poor's sobre la deuda prevista en 2009 en las regiones y gobiernos locales europeos.

Del estudio, se deduce que, en términos globales, el nuevo endeudamiento bruto en Europa ascenderá a 215.000 millones de euros en 2009, lo que supone un incremento del 26% en comparación con 2008. Restando la amortización de la deuda, el endeudamiento neto aumentará en unos 102.000 millones, superando así levemente los 1,2 billones al cierre del año.

En España, el nuevo endeudamiento bruto (incluyendo bonos y préstamos bancarios tradicionales) ascenderá a unos 27.000 millones de euros, lo que supone un aumento del 74% en comparación con el ejercicio 2008, cuando ya se registró un récord al superar los 20.000 millones de euros.

Restando las amortizaciones de deuda previstas, la deuda estimada se situará cerca de los 120.000 millones, cifra que se basa en una previsión de déficit no financiero que presumiblemente superará la cifra de 2008 (1,84% del PIB), debido a la evolución de los ingresos tributarios y los planes de relanzamiento económico de las CC.AA.

"Creemos que los dos hechos anteriores compensarán la inyección de fondos derivada de la reforma del sistema de financiación regional", señala S&P, quien considera que, con estas cifras, los gobiernos regionales y locales españoles serán los segundos en Europa a finales de 2009, tanto en términos de deuda viva como de nuevo endeudamiento bruto, sólo por detrás de Alemania.

Además, las CC.AA. serán, como en el pasado, las principales emisoras de deuda, con casi el 60% del nuevo endeudamiento. Entre ellas, destacará Cataluña, con un endeudamiento bruto presupuestado de algo más de 4.000 millones en 2009, cerca del 15% del total. Por detrás quedarían Valencia (2.700 millones), Andalucía (2.500 millones), Madrid (2.200 millones) y Galicia (850 millones).

Igual que en otros periodos, la financiación se seguirá haciendo a partes iguales entre emisión de bonos y préstamos bancarios, pese al sesgo que se produjo a favor de los préstamos en 2008, debido seguramente a las dificultades en la colocación que tuvo lugar en el segundo semestre del año.

En el contexto de los gobiernos locales, se producirá un alza en el aumento de endeudamiento en relación a 2008 debido, por una parte, al empeoramiento del déficit presupuestario previsto y, por otra, a la nueva norma que permite la financiación de remanentes negativos de tesorería con deuda financiera.