Junta garantiza la "transparencia, legalidad y ajuste a derecho" en la subvención a 'Minas y Aguas Teñidas'

SEVILLA, 26 (EUROPA PRESS)

El portavoz del Gobierno andaluz, Manuel Pérez Yruela, quiso dejar hoy claro la "transparencia, la legalidad y el ajuste a derecho" que ha existido en la concesión por parte de la administración autonómica de una subvención de 10,1 millones de euros a la sociedad anónima 'Minas y Aguas Teñidas' (Matsa), una empresa a la que está vinculada laboralmente la hija del ex presidente andaluz Manuel Chaves.

En la rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo de Gobierno, Pérez Yruela indicó que el consejero de Innovación, Ciencia y Empresa, Martín Soler, que ya respondido en la Cámara autonómica a tres preguntas sobre el asunto de las ayudas a Matsa, volverá a hablar del tema mañana en la sesión plenaria, a raíz de una petición de comparecencia del PP.

Quiso dejar claro, en referencia a la hija de Manuel Chaves, Paula Chaves Iborra, que "no ha tenido que ver nada con la tramitación del expediente ni es la dueña de la empresa", sino que sólo está contratada como abogada, por consiguiente, que una determinada persona trabaje en una empresa no "incapacita a esa entidad a hacer los negocios jurídicos que estime pertinentes", dijo.

Insistió en que la decisión sobre la subvención a la empresa ha pasado "todos los filtros jurídicos", con informes de los propios Servicios Jurídicos de la Junta. "La cosa está clara, es transparente y, por lo tanto, no hay ningún problema", sentenció.

Recalcó que las ayudas se conceden de acuerdo con criterios objetivos por medio de la Agencia de Innovación y Desarrollo de Andalucía IDEA. "No veo que haya nada especial en que una empresa como esta reciba una ayuda que viene a ser en torno a poco más del diez por ciento del coste total de su proyecto, que crea 460 puestos de trabajo y que tiene todos los requisitos para ser un proyecto efectivamente aprobados porque los beneficios que se van a producir son bastante importantes", señaló.

Según publica hoy el diario 'El Mundo', a propuesta de IDEA, dependiente de la Consejería de Innovación, Ciencia y Empresa, Chaves firmó poco antes de abandonar la Junta de Andalucía un incentivo de casi 10,1 millones de euros a la sociedad anónima 'Minas y Aguas Teñidas' (Matsa), una empresa de la que es apoderada su hija, Paula Chaves Iborra.