Barcelona presenta su proyecto público-privado para desplegar el vehículo eléctrico

El Ayuntamiento se compromete a incorporar 380 vehículos eléctricos a la flota de servicios municipales

BARCELONA, 15 (EUROPA PRESS)

El Ayuntamiento de Barcelona presentó hoy un proyecto de colaboración entre Administración y sector privado para impulsar la implantación del vehículo eléctrico en la ciudad y en su área metropolitana mediante la paulatina incorporación de coches propulsados con esta energía y el establecimiento de una red de abastecimiento para su recarga.

Esta iniciativa --bautizada como Proyecto Live y presentada en el marco del Salón Automóvil de Barcelona-- aglutina no sólo a la Administración local y a la Generalitat, sino también a fabricantes de referencia en Catalunya como Seat y Nissan, Endesa, la Universitat Politècnica de Catalunya (UPC) y el Racc, entre otras empresas e instituciones.

Según el alcalde de Barcelona, Jordi Hereu, Barcelona persigue así "convertirse en una ciudad referente mundial" en la implantación de este parque de vehículos, ya que aseguró que existen motivos económicos --el sector del automóvil emplea a 44.000 personas en la provincia--, medioambientales y de movilidad que obligan a hacer esta apuesta.

Afirmó que el Ayuntamiento de la capital catalana liderará este proyecto y se comprometió a ampliar "en una primera fase" la flota de servicios municipales con 380 vehículos eléctricos, que empezarán a circular por la ciudad a partir del mes de noviembre.

Asimismo, el consistorio instalará hasta 2011 un total de 191 nuevos puntos de recarga para las baterías de estos coches, de los cuales unos 60 estarán en la superficie y 28 serán públicos --22 en la calzada y seis en aparcamientos de BSM--. Los 131 puntos restantes estarán en aparcamientos subterráneos.

El alcalde ofreció la ciudad y su área metropolitana como territorio de pruebas para el despliegue de estos vehículos por parte de los fabricantes, que tienen por delante el reto de ofrecer modelos más respetuosos con el medio ambiente pero sin que se disparen los precios.

El vicepresidente de Recursos Humanos de Seat, Ramón Paredes, celebró que la Administración muestre su voluntad de sentar las bases para que la industria del automóvil "pueda realizar una transición ordenada" hacia modelos que representarán el futuro del sector que, añadió, será "fructífero".

Por su parte, el responsable de Relaciones Institucionales de Nissan, Ramon Salsas, insistió en la necesidad de que el territorio se dote de una "red de recarga completa" y que existan "incentivos para comprar estos vehículos". "Por ejemplo, exenciones de algunas tasas", apuntó.

LA MOTO, UNA OPORTUNIDAD

La motocicleta, por su penetración en la ciudad de Barcelona, podría ser el vehículo eléctrico que más rápido se extienda por la capital catalana, puesto que el acceso a los puntos de recarga podría ser "más fácil", según el Racc.

Según un estudio de la entidad, la mayor parte de los usuarios estaría de acuerdo en comprar un vehículo menos potente si fuera más sostenible, pero añadió que un 63% no estaría dispuesto a pagar más.