Economía/Motor.- Renault no ha asignado "de momento" ningún nuevo modelo a su planta de Valladolid

PARIS, 12 (EUROPA PRESS) El director general y vicepresidente de Producto, Planificación Estratégica y de Programas de Renault, Patrick Pélata, aseguró hoy que su compañía no ha asignado por el momento la producción de un nuevo modelo para su planta de Valladolid, donde se fabrican el Clio, el Modus y el Grand Modus. Así lo indicó hoy Pelata durante la presentación de los resultados de la compañía, donde resaltó que su empresa está en negociaciones con el Gobierno de España y de Castilla y León para debatir sobre la forma en cómo evolucionarán las plantas de Palencia y Valladolid en el futuro y ante la actual crisis de ventas del mercado automovilístico. "Estamos en negociaciones con el Gobierno para ver cómo evolucionarán las plantas de Palencia y Valladolid en el marco de 2012 y 2013 y cómo se adaptarán a la fuerte reducción de ventas", añadió el directivo de la empresa del rombo, en relación con las demandas de los trabajadores de la factoría vallisoletana de que se le conceda la fabricación de un nuevo modelo, que aporte mayor carga de trabajo y asegure su viabilidad. Por su parte, el presidente de la multinacional francesa, Carlos Ghosn, señaló que la viabilidad de las factorías de la compañía en España, y en el resto de países, está ligada a la evolución que experimenten los diferentes mercados y que una vez que se estabilice la situación, considerarán la capacidad de producción que necesita la empresa automovilística. No obstante, Ghosn resaltó la importancia que tiene para un fabricante de automóviles llevar a cabo una reestructuración de una planta de producción, puesto que supone un gran desembolso económico. "No creo que ningún fabricante reestructure una de sus plantas porque cuesta mucho dinero y creo que ese dinero es preferible destinarlo a invertir en nuevas estrategias y productos que sitúen en una buena posición a las compañías una vez que finalice la crisis internacional", añadió el máximo responsable de la empresa. Renault presentó hoy sus resultados económicos correspondientes a 2008, en los que se recoge un beneficio neto de 599 millones de euros, lo que representa una reducción del 78% en comparación con las cifras de 2007. Además, la firma confirmó que no podrá lograr los compromisos adquiridos en el Contrato Renault 2009 y resaltó que su principal meta es cerrar 2009 con un 'cash flow' positivo.