Ford Focus y Ford Fiesta redujeron sus matriculaciones en marzo más del 50%

  • Madrid/Valencia, 1 abr (EFE).- El Ford Fiesta, con un descenso del 57,5%, y el Ford Focus, con una bajada del 53%, redujeron sus matriculaciones en marzo por encima de la media global.

Trabajadores de Pilkington acamparán de nuevo al desconfiar del plan de la empresa

Trabajadores de Pilkington acamparán de nuevo al desconfiar del plan de la empresa

Madrid/Valencia, 1 abr (EFE).- El Ford Fiesta, con un descenso del 57,5%, y el Ford Focus, con una bajada del 53%, redujeron sus matriculaciones en marzo por encima de la media global.

En el lado contrario, el Toyota Yaris, con un incremento del 48,5%, y el Nissan Qasqai, con el 33,4% de subida, rompieron en marzo la tendencia de un mercado español en horas bajas, cuyas matriculaciones globales se redujeron un 38,7% en relación al mismo mes de 2008.

Según los datos aportados por las asociaciones automovilísticas de fabricantes (Anfac) y de vendedores (Ganvam), de estos dos modelos, en el acumulado de los tres primeros meses del año, mantiene tónica de crecimiento el Qashqai, un 4,1%, mientras que el Yaris no puede enjugar las pérdidas de meses anteriores y está en un descenso del 9,5%.

Otro dato favorable, aunque con resultados más moderados ha sido el del Seat Ibiza, cuyas matriculaciones mensuales suben un 0,9% y este cambio de tendencia le encarama al liderazgo de matriculaciones por modelos, con un registro de 4.602 unidades, bastante por encima del segundo clasificado.

Entre los 20 primeros clasificados del mes de marzo, 19 modelos han superado la barrera sicológica del millar de matriculaciones, mientras que en la del primer trimestre, hasta ahora, sólo uno, el Renault Megane, rebasa el tope de las 10.000 matriculaciones.

Modelos líderes de ventas como el Citroen C4 (-48,8%) en marzo redujeron sus matriculaciones por encima de la media global y en esa tesitura se encuentran también el Peugeot 207 (-45,6%), el Seat León (-45,1%), el Ford Focus (-53%) y el Ford Fiesta (-57,5%)

Pese a la crisis económica, entre los 20 modelos más vendidos se sitúan representantes de marcas premium como los Audi A3 y A4, aunque con reducciones del 33,8% y del 36,7%, respectivamente, y el el BMW Serie 1, con un retroceso más moderado del 7,6%.