Economía/Empresas.- Cepsa estima que su beneficio recurrente de 2008 estuvo "en línea" con el del ejercicio precedente

La compañía duplicó su inversión, hasta unos 1.300 millones, para ampliar la refinería de Huelva y atender a sus proyectos en Colombia MADRID, 15 (EUROPA PRESS) Cepsa obtuvo en 2008 un beneficio recurrente sin extraordinarios y sin variaciones patrimoniales de los inventarios "en línea" con los del ejercicio precedente, según las estimaciones adelantadas a Europa Press por el consejero delegado de la compañía, Dominique de Riberolles. El primer ejecutivo de Cepsa explicó que la caída de los precios del crudo ha afectado "mucho" a la valoración de los inventarios de la compañía, variaciones que se han reflejado en sus resultados contables, que se harán públicos antes de finales de mes. Esta circunstancia, "que no tiene nada que ver con la gestión", es extrapolable también al resto de empresas del sector, dado que todas las petroleras deben contar con un volumen de stock importante, y afecta especialmente a las compañías con un mayor peso del negocio de refino y marketing, caso de Shell o Cepsa. "Tenemos un proceso largo en toda la cadena del negocio. El producto viene de lejos, tenemos un proceso de transformación y luego hay que distribuirlo en un sistema de logística complicado. Nuestro stock es un activo, al igual que lo es una refinería; el problema es que el stock tiene una cotización diaria", indicó. Además, las nuevas normas contables, que inciden en que los activos reflejen la estabilidad del mercado, y diseñadas en épocas de estabilidad de precios, sin tener en cuenta su variación, no favorecen especialmente a los resultados de las compañías en ejercicios de alta volatilidad, como fue 2008. De Riberolles señaló que la compañía ha cerrado un segundo semestre "mejor", después de completar un primero "bastante difícil", en un ejercicio caracterizado por la elevada volatilidad en los precios del crudo, que han registrado oscilaciones muy abruptas, pasando de 90 dólares el barril a comienzos de año a 150 dólares en julio, para bajar en la recta final del ejercicio a 40 dólares. "Los precios estables nos van bien, Lo que nos va mal son los movimientos en dientes de sierra", dijo. "Si se eliminan estos efectos, los resultados no son brillantes, pero son correctos", señaló. En 2007, la petrolera participada por Total, Santander e Ipic obtuvo un beneficio neto recurrente de 638 millones de euros, con un descenso del 15%. INVERSIONES DE 1.300 MILLONES. De Riberolles estimó que las inversiones se situaron en 2008 en el entorno de los 1.300 millones de euros, el doble de las realizadas en el ejercicio precedente (635 millones), debido a las obras de ampliación de la refinería de Huelva y a los trabajos de exploración en el yacimiento Caracara (Colombia), que se adjudicó la compañía. En el caso de la refinería onubense de La Rábida, el grupo ha reservado 1.500 millones, una cuarta parte de las inversiones previstas entre 2007 y 2011, a duplicar la capacidad de refino de esta planta, que se convertirá este año en la tercera mayor de España en la producción de diésel. Otro de los proyectos que centraron la atención del grupo durante 2008 fue la asunción de la exploración y producción del bloque Caracara, situado en la cuenca colombiana de Los Llanos y con unas reservas de 40 millones de barriles de crudo. Cepsa considera que este yacimiento tiene un gran potencial exploratorio.