Repsol prevé subidas del crudo, mantiene objetivos y ahorrará costes por 500 millones hasta junio

MADRID, 14 (EUROPA PRESS)

Repsol YPF considera que el deterioro económico "se está parando" y espera que se produzca "un alza" en los precios del crudo "tan pronto como se recuperen las expectativas de demanda", al tiempo que mantiene su plan de ahorro de costes por 1.500 millones en 2009 y calcula que esta iniciativa le ha permitido hasta la fecha revisar el 42% de sus contratos y prevé evitar gastos por 500 millones en el primer semestre, aseguró el presidente de la compañía, Antonio Brufau, en una rueda de prensa.

"Somos optimistas en cuanto a que la desaceleración se está parando en cierta medida" y, pese a que para 2009 se espera una caída "sustancial" de la demanda, "el mercado espera que esto se vaya superando conforme se va saliendo de la crisis económica", afirmó antes de asegurar que "todos esperan un alza del crudo como consecuencia de la recuperación".

El actual nivel de precios, de cerca de 59 dólares el barril de calidad Brent, "está en los objetivos de los expertos para el tercer y cuarto trimestre", explicó.

Pese a la "volatilidad apabullante" del crudo y a esperar una "caída brusca" de la demanda en 2009, Repsol no ha modificado el escenario de precios de su plan estratégico 2008-2012, de 60 dólares el barril al final del periodo, ni las principales magnitudes. La previsión de beneficio neto en 2012 seguirá siendo 2,8 veces superior al resultado de 2008, mientras que el beneficio bruto de explotación (Ebitda) se multiplicará por 1,8. "No podemos dar esta información en cifra absoluta, porque parte de un escenario de 55 dólares en 2008", explicó Brufau.

El presidente de la primera petrolera española aludió además al "problema de oferta" que, para la actividad de Repsol, provoca un precio del crudo demasiado bajo. Esta circunstancia impide la rentabilidad de algunos proyectos de exploración que, como en el caso de Venezuela, requieren precios de entre 80 y 100 dólares para no resultar deficitarios.

Repsol prevé invertir 575 millones anuales hasta 2012 en 'upstream', que se suman a los 540 millones que, cada año, invertirá YPF en esta misma actividad.

Por otro lado, la petrolera espera para el tercer o cuarto trimestre del año el veredicto del tribunal internacional de arbitraje que estudia su conflicto con Sonatrach acerca de la planta de Gassi Touil, y prevé iniciar en junio la actividad en la planta canadiense de regasificación de Canaport, en la que prevé invertir 300 millones.

PREVISIÓN "MÍNIMA" PARA 2009.

La compañía dice disponer de cerca de 7.000 millones en líneas de crédito no utilizadas y prevé alcanzar en 2012, o incluso antes, una tasa de reemplazo de reservas del 125%, que le permita almacenar recursos a más velocidad. "Para 2009 espero que el año sea como mínimo igual que en el primer trimestre, pero dependerá de las circunstancias", señaló. Pese al encarecimiento del crudo, el grupo aprecia márgenes de refino "débiles" y una "triste" evolución de la división química.

Brufau no precisó si la extrapolación de esta previsión "mínima" se refiere al porcentaje de caída en el primer trimestre o al volumen de ganancias. En el primer caso, si se ganase en el año un 57% menos, como en el primer trimestre, en 2009 cerraría con un beneficio de 1.165 millones, frente a 2.711 en 2008. En el segundo caso, si se mantuviese el ritmo de ganancias del primer trimestre, de 516 millones, el beneficio de 2009 sería de 2.064 millones, un 23% menos.