Se cumplen 20 años del "Caracazo" en Venezuela con la crisis económica de fondo

  • Caracas, 26 feb (EFE).- Venezuela conmemora mañana 20 años del "Caracazo", una protesta popular causada por la subida del precio de la gasolina, que dejó centenares de muertos, y que el presidente venezolano, Hugo Chávez, señala como germen de su "revolución bolivariana".

Se cumplen 20 años del "Caracazo" en Venezuela con la crisis económica de fondo

Se cumplen 20 años del "Caracazo" en Venezuela con la crisis económica de fondo

Caracas, 26 feb (EFE).- Venezuela conmemora mañana 20 años del "Caracazo", una protesta popular causada por la subida del precio de la gasolina, que dejó centenares de muertos, y que el presidente venezolano, Hugo Chávez, señala como germen de su "revolución bolivariana".

El alza de los precios del combustible formaba parte de las políticas decretadas por el entonces presidente Carlos Andrés Pérez (1974-79/89-93), dentro del paquete de medidas de corte neoliberal coordinado por el Fondo Monetario Internacional (FMI) para hacer frente a la crisis económica que afectaba al país.

La revuelta, que se extendió por tres días, estalló el 27 de febrero de 1989 y degeneró en una ola de saqueos y desórdenes públicos en Caracas, y otras ciudades del interior del país, que fue sofocada a tiros por el ejército y la policía, bajo un plan de seguridad especial ordenado por Pérez.

La cifra real de muertos en el "Caracazo", que oscila entre 300 y 3.000, según diversas fuentes, sigue siendo una incógnita de la historia reciente venezolana.

La Fiscalía solicitó en 2007 formalmente la extradición del ex presidente Pérez, de 86 años, y mermado de salud, para imputarlo por "cooperador inmediato en el delito de homicidio" en las masacres ocurridas en el "Caracazo", aunque hasta el momento sigue viviendo en Miami (EE.UU).

Veinte años después, Venezuela, quinto productor mundial de petróleo y país fundador de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), cuenta con uno de los precios de la gasolina más baratos del mundo (0,05 dólares el litro).

Hasta ahora, ningún Gobierno se ha atrevido a subir el precio del combustible, como recomiendan algunos economistas, y, aunque se ha planteado en diversas ocasiones, nunca se ha efectuado.

Chávez solicitó en 2007 a Rafael Ramírez, ministro de Energía y Petróleo y presidente de la estatal Petróleos de Venezuela SA (PDVSA), un informe sobre un posible alza de precios en la gasolina, sin que se hayan adoptado medidas al respecto.

Chávez, que en 1992 participó en un fallido golpe de Estado, se refiere habitualmente al "Caracazo" como el origen del descontento popular de las clases más desfavorecidas de Venezuela que, a su juicio, desembocó en su victoria en las elecciones presidenciales de 1998.

Por el momento, Venezuela parece no sufrir aún el impacto de la crisis económica internacional, algo de lo que se jacta Chávez, aunque los precios del petróleo han caído bruscamente en los últimos meses en más de cien dólares.

En lo que va de año, el precio del barril de petróleo registra una media de 36 dólares, muy por debajo de los 60 dólares por barril tomados como referencia en el presupuesto nacional, en el que la exportación petrolera representa cerca del 50 por ciento del aporte.

A lo anterior se añade la tasa de inflación, la más alta de Latinoamérica, y que en 2008 cerró en 30,9 por ciento, algo que el Gobierno no ha conseguido manejar a pesar de políticas como el control de precios de algunos productos y la tasa de cambio fija.

El presidente venezolano culpa a las políticas neoliberales impulsadas por organismos como el FMI y el Banco Mundial (BM) de los problemas económicos de la región, considera que la actual crisis económica es del "capitalismo" y plantea su "socialismo del siglo XXI" como alternativa.

Chávez, que celebró a principios de este mes sus diez años al frente del país, afirmó asimismo su intención de conmemorar el 27 de febrero como origen de la "revolución" que él preconiza para Venezuela.

No obstante, hasta el momento no se ha confirmado si se celebrarán mañana actos oficiales de conmemoración con su asistencia.