3% de España

Los presupuestos de 2010 mantendrán las políticas de igualdad y se quiere acometer una "revisión profunda" de las subvenciones

SANTANDER, 10 (EUROPA PRESS)

El consejero de Economía y Hacienda, Ángel Agudo, prevé que la economía de Cantabria registre este año un crecimiento negativo del -2%, porcentaje "un poco mejor" que la media española, que según las previsiones será del -3%. En su opinión, los trimestres "más duros" de la crisis podrían haber sido el último de 2008 y el primero de 2009, por lo que la situación "iría un poco mejor" a partir de ahí.

En una entrevista a RNE en la que participó Europa Press, Agudo señaló, no obstante, que es "aventurado" hacer pronósticos hasta tener los datos de la contabilidad trimestral del primer trimestre de este año, que se darán a conocer a finales de este mes. También consideró "difícil" pronunciarse sobre la evolución del empleo, a la espera de cómo funcionen las medidas que se están tomando para su reactivación, que "tienen que tener resultados positivos", dijo.

Recordó que Cantabria fue la comunidad que más obra pública licitó en 2008 y se sigue trabajando "en esa dirección" y aplicando medidas "muy novedosas" que ayuden a que la actividad económica se reactive, como la toma de razón o el acuerdo con el ICO, que permiten a las pymes acceder a una liquidez que "de otra manera no llegaría".

Junto a ello, subrayó que el Gobierno trabaja en una "propuesta estratégica de futuro", centrada en la energía, la tecnología y el conocimiento, que va a suponer un crecimiento "más sólido, sostenido y duradero" de la región y con empleos de "más calidad".

PRESUPUESTOS 2010

En cuanto a los Presupuestos de Cantabria para 2010, avanzó que se van a mantener de una manera "intensa" las políticas de igualdad, que son las que están originando una actividad económica "de gran envergadura". Así, señaló que los servicios públicos están creciendo en la región al 4,4%, frente al crecimiento negativo de la economía, y son, además de un "deber ético", un factor económico "de gran envergadura" y "no lo vamos a recortar", dijo.

A la vez, explicó que se va a hacer una política "anticíclica" desde el punto de vista de la inversión, y a combinar la del presupuesto con una "fórmula de inversión" fuera del mismo, que "hay que mejorar y redimensionar", para lo que se cuenta con el Instituto Cántabro de Finanzas.

Apuntó que "quizá" también se acometa una "revisión profunda" de la política de subvenciones, ya que "hay elementos que "revisar para mejorar" y que "realmente" las reciba quien las necesite, frente a organismos, empresas o ciudadanos que tienen una "situación mejor".

REFORMA FISCAL

Sobre la anunciada reforma fiscal en Cantabria, precisó que se está a la espera de que se concrete el modelo de financiación autonómica, que dará las comunidades "más capacidad normativa" en los impuestos, una posibilidad que el Ejecutivo regional quiere utilizar para llevar a cabo una redistribución de la carga tributaria "más justa y eficiente", que ayude al "dinamismo" económico y genere más ingresos que permitan financiar políticas de igualdad.

Explicó que posiblemente la reforma se tenga que presentar a la vez que los Presupuestos, en la Ley de Acompañamiento, dado que están "muy condicionados" por el cierre de la financiación, aunque "sería mejor", de haber plazo, que se pudiera hacer un debate "monográfico y específico" sobre la misma.

Respecto al modelo de financiación, reiteró que el Gobierno regional está de acuerdo en su "arquitectura" y no ha evaluado los costes porque los servicios públicos "son los que son, pero pueden ser más". Es una "decisión política" y "nosotros hemos decido gastar el dinero en sanidad, educación y dependencia, otros se lo gastan en televisiones públicas regionales u orquestas sinfónicas", dijo.

Destacó que Cantabria tiene la financiación por habitante "más alta" en sanidad y en educación superior, la segunda "más alta" por alumno en educación no universitaria, y está "en los primeros lugares" en el desarrollo de la Ley de Dependencia, de forma que la comunidad tiene "el mejor Estado de Bienestar de España", lo que coincide, según dijo, con la entrada del PSOE al Gobierno regional.

"CLIMA IRRESPIRABLE" DEL PP

El consejero señaló que frente a este modelo social y económico, "no hay ninguna alternativa", sino sólo un "intento del PP de intentar ocultar esa realidad, generando siempre la duda, la sospecha, la insidia, la calumnia o la bronca".

A su juicio, el PP crea en el Parlamento un clima "irrespirable" y "artificial" que no se corresponde con el que hay en la sociedad y con el que "trata de ocultar con tinta de calamar" los avances que se plantean desde el Ejecutivo.

"La derecha siempre ha utilizado la autonomía como si fuera el virrey del rey y cuando había un problema siempre había un tercero que tenía la culpa", pero el nuevo modelo de financiación "nos va a dar más capacidad y responsabilidad", subrayó.