A y quiere liderar un proyecto de "largo alcance y renovación"

Se marca el reto de "salir de la crisis", para lo que apuesta por "restablecer la confianza" y ve fundamental la concertación social

SEVILLA, 13 (EUROPA PRESS)

El vicepresidente segundo y consejero de Economía y Hacienda en funciones y candidato del PSOE-A a la Presidencia de la Junta de Andalucía, José Antonio Griñán, no dudó hoy en dejar claro que su legitimidad es la del PSOE-A, "la del partido más votado en las elecciones del pasado año y la del partido que forma la mayoría que elige al presidente del Gobierno andaluz en el Parlamento andaluz", a la vez que aprovechó su primera intervención ante el partido para mostrar que su deseo y objetivo es el de liderar un proyecto "unido, ambicioso y que acometa con decisión los retos, las dificultades y los anhelos de los andaluces, como hemos hecho durante tantos años". "Un proyecto de largo alcance y renovación", subrayó.

Durante su intervención ante el Comité Director del PSOE-A tras ser designado candidato a la Presidencia de la Junta, Griñán comenzó a asumir retos y a marcar objetivos, destacando el de "salir de la crisis en las mejores condiciones", para lo que resulta "imprescindible y fundamental" restablecer la confianza, además de abogar por la concertación social. Así, advirtió de que es de los que piensa que un "buen acuerdo mejora un buen proyecto", a la vez que destacó que Andalucía cuenta con un modelo de concertación social "ejemplar". "Con esta herramienta de trabajo común saldremos de esta crisis", sentenció.

El candidato del PSOE-A a la Presidencia de la Junta aprovechó su intervención para lanzar diferentes mensajes y marcar las líneas de la que será su gestión y futuro equipo de Gobierno, a la vez que para defender su legitimidad frente a la oposición, que durante estos días ha reclamado el adelanto de las elecciones y ha tratado de deslegitimar su futura elección como presidente de la Junta en sustitución de Manuel Chaves. Griñán subrayó que su legitimidad es la del PSOE-A y la de las "reglas del juego democrático que no pueden estar impugnándose cada vez que nos interesa hacerlo, ni practicar con ellas la ley del embudo".

Tras reforzar su legitimidad, Griñán asumió su responsabilidad como próximo presidente de la Junta al dejar claro que con el apoyo de todos los socialistas y con el de Manuel Chaves está dispuesto a "seguir trabajando por Andalucía en la profundización y el avance del proyecto socialista". Del proyecto socialista destacó que está "en marcha, firmemente asentado en las aspiraciones de los andaluces y que es de largo alcance", pero al que, según él, también le hace falta "renovarse día a día porque el gran éxito del PSOE de Andalucía se debe a que hemos sido el partido del cambio permanente".

PROYECTO DE "LARGO ALCANCE Y RENOVACIÓN"

Griñán no perdió la oportunidad de resaltar su compromiso con el partido y con los andaluces, algo que "también debe ser de largo alcance y de renovación, sin otro plazo que el que me pongáis". "Desde el principio quiero decir que asumo la responsabilidad de dirigirlo con una clara voluntad de llevar a cabo un proyecto estable y comprometido con el futuro", destacó Griñán, que subrayó que se trata de un proyecto "de futuro; para hoy y para mañana; y si queréis, para pasado mañana".

"Lo hecho, hecho está, lo importante ahora es lo que queda por hacer, los retos que quedan por cumplir y los problemas que quedan por resolver", indicó el próximo presidente de la Junta de Andalucía, que reconoció que necesita del apoyo de los socialistas para "poner las bases de este nuevo ciclo llamado a tener un largo recorrido y en el que todo lo logrado hasta ahora ha de servir de cimientos para un renovado y ambicioso proyecto para Andalucía".

El candidato del PSOE-A a la Presidencia de la Junta avisó a todos los socialistas de que deben ser parte "importante" en el proceso continuado de renovación y cambio que experimenta la sociedad andaluza. Explicó que se refiere a "renovación y cambio que requieren solidez en nuestros principios y flexibilidad a la hora de aplicarlos". "No seas esclavos de las encuestas, pues la política es el arte de navegar siguiendo un rumbo y sabiendo capear los obstáculos", indicó Griñán, que resaltó la importancia que tiene la "comunicación que debe existir de forma permanente entre el gobierno y el partido".

Griñán también hizo referencia a la igualdad de oportunidades, a la idea de poner los recursos públicos a disposición de la creación de riqueza, de los que arriesgan y de los que emprenden. "No hay sociedad que progrese sin un compromiso responsable de todos y cada uno de los ciudadanos", apuntó Griñán, que advirtió de que "no se trata de estar al lado de los ciudadanos sino de ser parte importante de ellos". Griñán subrayó su intención de liderar un proyecto "unido, ambicioso y que acometa con decisión los retos y las dificultades", para lo que se refirió a la "humildad, trabajo, responsabilidad y honestidad".

"MANOLO, AMIGO"

Antes de centrar su intervención en la figura del ex presidente de la Junta de Andalucía, Griñán pidió a los socialistas andaluces "trabajar por la victoria del 7 de junio para empezar a ganar las elecciones municipales de 2011 y un año más tarde ganaremos de nuevo las andaluzas". Tras este guiño, el próximo presidente de la Junta destacó que el PSOE-A es un partido "sólido, bien organizado y bien dirigido". "Un partido ambicioso y de gobierno y con gobierno", destacó Griñán, que concluyó que el PSOE-A es un "gran partido para un gran pueblo".

En lo referente a Manuel Chaves, no dudó en hablar de "Manolo, amigo". "Seis victorias consecutivas, las dos últimas por mayoría absoluta absoluta, en una comunidad de ocho millones de personas, no son sino la demostración de que no estoy solo en lo que pienso, en lo que creo: que eres un hombre sabio y prudente, un hombre de Estado, un socialista de raza, un sindicalista de corazón, un andaluz con alma, y, naturalmente, un ganador".