PNV de San Sebastián solicita la devolución del proyecto de presupuesto para "darle un giro de 180 grados"

SAN SEBASTIAN, 29 (EUROPA PRESS)

El grupo municipal PNV de San Sebastián solicitó hoy la devolución del proyecto de presupuesto de 2009 del Ayuntamiento para "su correcta conformación con la imagen fiel del estado de ingresos y gastos, y dar un giro de 180 grados a la política presupuestaria" del gobierno municipal a través de una enmienda a la totalidad.

El concejal jeltzale en el Ayuntamiento donostiarra, Xabier Ezeizabarrena, consideró, en un comunicado, que el presupuesto de 2008 siguió la tramitación normal, pero "su ejecución ha sido realmente floja y poco rigurosa en algunos casos, especialmente en relación con los 5 millones de euros gastados sin crédito presupuestario".

En relación al gasto corriente, señaló que el Gobierno donostiarra "ha acabado vendiendo buena parte del patrimonio para cuadrar números", una política presupuestaria que, a su juicio, "acerca al Ayuntamiento a una situación sin margen de maniobra económica para afrontar inversiones importantes de cara al futuro y a la crisis".

Asimismo, el portavoz del grupo criticó que "si la obligación del gobierno de presentar el presupuesto es consustancial a la legalidad y la buena gestión, este año concurrían situaciones excepcionales que exigían una respuesta política de mucha determinación que trasladara a la opinión pública un mensaje de confianza tan necesario en momentos de incertidumbre".

Por otra parte, consideró que "el análisis de las actuaciones inversoras que el gobierno municipal incluye en su propuesta de presupuesto para el 2009, con la mitad del ejercicio ya transcurrido, revela que no existen inversiones extraordinarias o que tales inversiones difícilmente van a ser ejecutadas en realidad".

"Resulta evidente que la ineficacia del gobierno municipal hace que los presupuestos del ayuntamiento sean unos presupuestos ficticios, presupuestos que no se ejecutan en una buena parte en el ejercicio para el que fueron aprobados", reprochó.

A su juicio, el principal objetivo de los presupuestos debe ser "recuperar la capacidad inversora" del consistorio, para lo cual "es necesario dar un giro de 180 grados a la política presupuestaria que viene practicando el gobierno municipal".

El PNV propone la contención del gasto corriente "para aumentar esa capacidad inversora", así como "el ajuste a la realidad de la ejecución de otras tantas actuaciones inversoras y la disminución o supresión de inversiones no prioritarias".

"Es imprescindible otro presupuesto, y es necesario cambiar de raíz los criterios básicos según los cuales ha sido elaborado el presupuesto por el gobierno municipal", finalizó.