Bolonia.- Saura da por cerrada la polémica y dice que no habrá más ceses políticos

BARCELONA, 1 (EUROPA PRESS) El conseller de Interior, Joan Saura, dio hoy por cerrada la polémica sobre las cargas de los Mossos en las manifestaciones anti-Bolonia de hace dos semanas y dijo que no habrá más ceses ni asunción de responsabilidades políticas a parte de la del director general de la Policía, Rafael Olmos, oficializada ayer. En sendas entrevistas en RAC1 y Catalunya Ràdio recogidas por Europa Press, el conseller dijo que es la primera vez que un conseller de Interior pide disculpas públicamente y asume responsabilidades. Aunque admitió que le había costado cesar a Olmos, también recordó que éste era el máximo responsable del operativo de los Mossos en el desalojo de la Universitat de Barcelona (UB), las posteriores cargas y la no reacción del día siguiente frente al Palau de la Generalitat, que atribuyó a una "reacción pendular" a lo sucedido el día antes. Saura dijo que "nunca" durante este episodio ha pensado en dimitir porque tiene "la conciencia tranquila", y que la reestructuración de la Conselleria anunciada ayer, en la que el secretario de Seguridad, Joan Delort, asumirá las competencias de Olmos, permanecerá hasta finalizar la legislatura, ya que es "la mejor opción". El conseller dijo que volvería a asumir las competencias de Interior, porque, según él, el balance es "positivo" y se han hecho cosas "irreversibles" como la instalación de videocámaras en comisarías o la creación del Comité de Ética y del Consejo de Seguridad de Catalunya. Dijo no haberse sentido solo, ni por parte de su partido ni por el resto del Govern. Respecto a su comparecencia de ayer en el Parlament para hacer público el informe sobre aquellas intervenciones policiales, Saura dijo que fue una de sus momentos "más difíciles" al frente de la Conselleria, pero se mostró "satisfecho" porque le salió "bien". Tras criticar el "cinismo e hipocresía" de CiU y PP al asegurar que la ideología de ICV es incompatible con la Conselleria de Interior, Saura también mostró su desagrado por la primera intervención de la diputada de ERC Patrícia Gomà, ya que no esperaba tantas preguntas, aunque la segunda le pareció "excesivamente complaciente".