Biografía de Julia García-Valdecasas

BARCELONA, 5 (EUROPA PRESS) La ex ministra de Administraciones Públicas y ex delegada del Gobierno en Catalunya Julia García-Valdecasas Salgado fallecida hoy, nació en Barcelona el 29 de enero 1944, estaba casada con Xabier Añoveros Trías de Bes y tenía tres hijos. En 1967 se licenció en farmacia en la Universitat de Barcelona (UB) y fue titular de una oficina en Barcelona (1969-79). Tras unas oposiciones, en 1980 ingresó en el Cuerpo de Intervención y Contabilidad, actual Cuerpo Superior de Inspectores de Finanzas. Tras ejercer varias responsabilidades, fue nombrada Interventora Regional de Catalunya (1986) y delegada de Economía y Hacienda (1992). De 1990 a 1994 presidió la Asociación Nacional de Inspectores de Finanzas del Estado. Impartió clases en la Escuela de Hacienda Pública del Instituto de Estudios Fiscales y en el Nacional de Administración Pública. Militante del PP desde 1991, en mayo de 1996 fue nombrada delegada del Gobierno en Catalunya, tras la victoria de José María Aznar en las elecciones generales de aquel año, convirtiéndose en la primera mujer en el cargo. Como delegada, presidió la Comisión de Dirección y Coordinación de la Administración General del Estado en Catalunya y el Patronato del Hospital Clínic de Barcelona. En agosto de 2003 la sustituyó Susana Bouis y fue nombrada ministra de Administraciones Públicas, convirtiéndose también en la primera mujer en el cargo, en sustitución de Javier Arenas. En las generales del 14 de marzo de 2004 fue elegida diputada del PP por Barcelona, pero renunció en septiembre de 2006 y se retiró de la política por motivos de salud. Formó parte de la Junta Directiva del RCD Espanyol de Barcelona (1990-91) y fue miembro de la Junta del Círculo Ecuestre (1993-96). Era hija de Francisco García-Valdecasas, antiguo rector de la UB (1965-68) y también catedrático de Medicina. Su hermano Manuel también está vinculado a la medicina como ginecólogo, donde en la Clínica Teknon ha atendido los partos de la Infanta Cristina. POLÉMICAS COMO DELEGADA Desde que fue nombrada delegada del Gobierno, fue muy criticada, al recordársele que su padre autorizó la entrada de la Policía en la universidad para reprimir movilizaciones estudiantiles y expulsó y expedientó a decenas de alumnos y profesores. Después se vio envuelta en varias polémicas, sobre todo por la actuación policial en algunas manifestaciones. En enero de 1999 el entonces presidente Aznar visitó la Universitat Autònoma de Barcelona (UAB), lo que generó una protesta de unos 200 estudiantes. La Policía Nacional se enfrentó a los manifestantes y hubo algunas cargas, duramente criticadas por el entonces rector de la UAB Carles Solà y la mayoría de partidos catalanes, que llegaron a pedir la dimisión de Valdecasas. A principios de esta década las movilizaciones contra la globalización y contra de la guerra de Irak también provocaron altercados, por lo que entre algunos manifestantes se hizo popular el grito 'Valdecasas, pim, pam, pum' para reprocharle la intervención de la Policía Nacional. También debió enfrentarse a una de las épocas más duras del terrorismo de ETA en Catalunya. De 2000 a 2001, el segundo 'comando Barcelona' asesinó a un guardia urbano de Barcelona, a un mosso d'Esquadra, a dos concejales del PP y al ex ministro socialista Ernest Lluch.