Washington Post planea otra ronda de prejubilaciones para recortar gastos

  • Washington, 26 mar (EFE).- El prestigioso diario The Washington Post planea acometer en su plantilla otra ronda de prejubilaciones, en un nuevo intento por recortar los costos y sobrellevar mejor el descenso de ingresos y de ventas por la crisis.

Washington, 26 mar (EFE).- El prestigioso diario The Washington Post planea acometer en su plantilla otra ronda de prejubilaciones, en un nuevo intento por recortar los costos y sobrellevar mejor el descenso de ingresos y de ventas por la crisis.

El periódico informó hoy en su versión digital que esta es la cuarta ronda de prejubilaciones desde 2003 y la segunda de este año.

El año pasado 231 empleados del Washington Post se acogieron a la propuesta de la dirección, con un costo de 79,8 millones de dólares, que fue desembolsado por el fondo de pensiones de la empresa.

La redacción del Post estaba compuesta en 2003 por una plantilla de 908 periodistas y empleados, mientras que actualmente el número de trabajadores asciende a 700.

En un memorando interno enviado a los empleados, Katharine Weymouth, directora ejecutiva de Washington Post Media, explicó que podrán acogerse a las salidas anticipadas solo los que ocupen puestos de trabajo prescindibles.

Dijo que la oferta estaba sobre la mesa porque, si bien los ingresos por las publicaciones digitales habían aumentado, "no han crecido tan rápidamente como para compensar los declives registrados en los ingresos derivados de las ediciones impresas".

En el correo electrónico enviado a la plantilla, Weymouth se mostró esperanzada en que el rotativo logre una reducción "coherente", pero también advirtió de posibles despidos en un futuro.

"Siento tener que decir que no podemos descartar despidos en el futuro", escribió en el memorando.

El año pasado el Post registró unas pérdidas en el resultado operativo de 24,9 millones de dólares, como consecuencia de la caída de ingresos en publicidad y la recesión económica.

En una carta a los accionistas del grupo mediático, el presidente Donald Graham advirtió que las previsiones económicas para el 2009 no son buenas, ya que se esperan unas pérdidas "sustanciales".