Romeu acusa a la nueva Xunta de "un error deliberado" al no reducir el coste de la obra pese a la rebaja en los muebles

Barcón pide a Feijóo que "empiece a gobernar y deje de regodearse en las mentiras" y critica que se dedique a "recontar sillas y mesas"

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 18 (EUROPA PRESS)

El ex conselleiro de Presidencia José Luis Méndez Romeu aseguró hoy que comunicó a su sucesor en el cargo, Alfonso Rueda, la decisión de utilizar "mobiliario de coste reducido" para las obras en San Caetano, por lo que atribuyó a "un error deliberado" por parte del nuevo Gobierno que no se haya trasladado la reducción en el coste a la certificación final.

En declaraciones a Europa Press, replicó a la secretaria xeral de la Consellería de Presidencia, Beatriz Cuiña, quien hoy denunció que el bipartito modificó el proyecto de obra para las instalaciones del Consello de la Xunta en el apartado de mobiliario, donde inicialmente existía una dotación de unos 235.000 euros que se redujeron hasta los 65.000, aunque no causó "una reducción en el coste total de la obra".

Frente a esto, el socialista indicó que la empresa, en el proyecto inicial, "formuló una propuesta de mobiliario que fue alterada una vez concluyó la obra civil". Además, señaló que la liquidación de las obras y los cambios en su coste deben reflejarse en la certificación final, puesto que quedó sin finalizar durante el mandato del Gobierno bipartito.

Por ello, Méndez Romeu incidió en que el departamento que dirige el popular Alfonso Rueda deberá completar esta tramitación y reflejar en el coste final las rebajas en los precios, ya que este documento todavía estaba pendiente en el momento del cambio de gobierno.

En cuanto a la elección de las sillas, subrayó que este mobiliario de coste reducido fue una decisión del anterior Ejecutivo autonómico cuando ya estaba en funciones, debido a que "reúne funcionalidad, diseño y un coste adecuado". Además, hizo hincapié en que "el único mobiliario adquirido por la Xunta es el enseñado hoy" y en que "nunca hubo otras sillas" con el bipartito.

"ESTRATEGIA DE FALACIAS"

Por su parte, la portavoz y secretaria de Coordinación del PSdeG, Mar Barcón, exigió al presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, que "empiece a gobernar y deje de regodearse en la demagogia y en las mentiras" en las que, a su juicio, tanto "se prodigó" durante la campaña electoral y en sus primeras semanas al frente del Ejecutivo autonómico.

"Ni Feijóo ni el PP se han enterado de que ahora les toca gobernar", lamentó la dirigente socialista y acusó a los populares de "eludir sistemáticamente" sus responsabilidades al frente de la Xunta "perseverando" en una estrategia "de mentiras y falacias" que, recalcó, "no ayudan a Galicia a salir de la crisis".

En este escenario, Barcón acusó a Feijóo y a sus conselleiros de comportarse "como niños pequeños y traviesos" dedicándose a "enredar" porque "no saben qué hacer" ante las dificultades económicas que sufre la comunidad. De hecho, criticó que los miembros de la Xunta se dediquen a recorrer las oficinas de San Caetano "recontando sillas, mesas y otros enseres" en lugar de responder "a las necesidades" de los gallegos.