Argentina desbarata una red que traficaba con aparatos electrónicos de Paraguay

  • Buenos Aires, 25 mar (EFE).- La Aduana de Argentina dijo hoy que desbarató una red que comercializaba en el país a través de internet aparatos electrónicos importados ilegalmente desde Paraguay.

Buenos Aires, 25 mar (EFE).- La Aduana de Argentina dijo hoy que desbarató una red que comercializaba en el país a través de internet aparatos electrónicos importados ilegalmente desde Paraguay.

En un operativo denominado "Contrabando.com", la Aduana realizó 20 allanamientos en la central ciudad de Córdoba y otros cuatro en Posadas (provincia de Misiones, fronteriza con Paraguay), en los que detuvo a cuatro argentinos y se incautó de mercancía por un valor de 700.000 dólares.

La directora general de Aduanas, Silvina Tirabassi, dijo en un comunicado que, como resultado de estos procedimientos, se clausuraron además varios comercios donde se entregaban los aparatos comercializados a través de sitios web.

Entre la mercadería incautada hay consolas de vídeojuegos, filmadoras digitales, cámaras de fotos digitales, reproductores de DVD, memorias, parlantes, accesorios, GPS, pantallas de LCD y reproductores de MP3.

La Aduana inició la investigación de esta red tras detectar una enorme cantidad de cajas y estuches de productos electrónicos que eran remitidos vía postal desde Paraguay hacia Córdoba, lo que hizo presuponer que la mercadería era ingresada a Argentina de manera ilegal.

Tirabassi dijo que "a través de la investigación se pudo saber que las personas que adquirían estos productos en el mercado negro de Paraguay efectuaban sus ventas utilizando la forma tradicional de comercialización en locales a la calle así como también mediante páginas web, con distribución a domicilio y en todo el país".

En ambas modalidades intervenían vendedores paraguayos, concentradores de mercaderías en la frontera, chóferes de distintas empresas de ómnibus y comercializadores mayoristas y minoristas, informó la Aduana.

"Esto permitió desbaratar la red operativa organizada que se había conformado como una asociación ilícita para cometer una variedad de delitos económicos como el contrabando, el fraude marcario (uso fraudulento de marcas) y la evasión tributaria", señaló Tirabassi.

Según la Aduana, esta red empleaba una "agresiva estrategia de marketing, (...) con una política comercial expansionista que procuraba la instalación de franquicias en varias provincias" argentinas.